Moda Letizia

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...
Y NO NECESITARÁS UN PRÍNCIPE

ADPV

Amazon te vende....




Wednesday, December 28, 2011

Las Infantas fuera de la foto

 El Rey está tan enfadado que dejó a sus hijas las Infantas fuera de la foto de la nueva Legislatura. Dice que no quiere más escándalos y no me extraña porque lo de mi cuñado Urdangarín es muy gordo. Mi doncella Maripuri dice que Iñaki va a la cárcel un día de éstos.
 
 -Espero que le deje el juez pasar el día de Reyes con sus hijos, mi Princesa. Los niños necesitan a su padre el 6 de enero para eso de los regalos.
 -Yo también lo espero, Maripuri.
 -Pobres niños. Crecerán sin un padre a su lado.
 
 Mi doncella es una exagerada. No creo que sea para tanto. Ya dijo don Juan Carlos que la Justicia es igual para todos. Por ahí fuera hay mucho ladrón suelto y no pasa nada. Lo que sí pasa es que mis cuñadas están tristes. Han pasado de dejarse besar la mano por los súbditos a esconderse en Estados Unidos. Cristina no vino estas Navidades y Elena se nos va a pasar el fin de año al otro lado del mar. No sé si tendrá algún chanchullo que esconder también. A las dos les gustan los negocios.
 
 

Monday, December 19, 2011

Felices Navidades, aunque las nuestras no sé si lo serán

Nuestras Navidades van a ser bastante conflictivas. No sé si acabaremos de cenar con los platos enteros. Mi doncella dice que es mejor servir el marisco en platos de plástico.
 
-Hay que evitar que suceda una desgracia en esta casa, mi Princesa. Los cubiertos también los pondremos de plástico. No quiero que maten a Urdangarín en un ataque de locura transitoria.
-Aquí estamos todos cuerdos, Maripuri.
-Nadie está cuerdo cuando hay un yerno a punto de ir a la trena, mi Princesa. No quiero pensar lo que podría hacer su Majestad.
 
La dejo hacer. Los platos de plástico hacen juego con el floreado del mantel. Lo malo será intentar cortar el cordero con un cuchillo de plástico. Tendremos que hincarle el diente a los trozos.
 
Su Majestad no sale estos días de su despacho. Le escribieron un discurso corto y le cuesta memorizarlo porque don Juan Carlos es un hombre de hablar más largo. No sé si dirá algo de Urdangarín. Doña Sofía quiere que diga que ellos siguen queriendo a su hija Cristina. Yo le he aconsejado que no diga nada.
 
-Usted a lo suyo, Majestad. Hable de la crisis y de los sacrificios que debemos hacer los españoles para salir hacia los brotes verdes.
-Eso haré, nuera -me asegura.
 
Mi Felipín tampoco sale de su despacho. Lee todas las noticias que salen de Urdangarín en la prensa y sufre. ¡Pobre marido mío! yo también sufro por nuestro futuro. No sé si los españoles me querrán como Reina porque soy la cuñada de un presunto corrupto. Hasta mis Intantitas sufren. El otro día les dijeron en el colegio que tenían un tío ladrón. Los niños dicen lo que oyen en sus casas. Leonor me preguntó qué había robado el tío Iñaki.
 
-Le robó al Estado, hija.
-¿Nos robó a nosotros?
-Bueno, eso dice la prensa, cariño, pero aquí no falta nada. La vajilla de plata sigue en su sitio y mis joyas están todas.
-¿Qué robó? -insiste Leonor.
-Cariño, juega con tu hermana y no pienses en los ladrones.
 
Leonor queda pensativa. Yo no sé qué decirle. No sé qué hacer. Tiemblo. ¡Menuda cena de Nochebuena nos espera!

Tuesday, December 13, 2011

Preocupados por nuestro Urdangarín

 

No nos merecemos este escándalo. Somos la Jefatura del Estado y la prensa debería tener compasión. También deberían apiadarse las plumas afiladas de la ancianidad de don Juan Carlos. ¿No ven que el Rey es un viejo?

Doña Sofía llora por todos nosotros. Teme que Urdangarín acabe en Alcalá Meco, entre presos peligrosos. Intento tranquilizarla diciéndole que el Gobierno firmará el indulto si fuera necesario.

A quien no consigo tranquilizar es a mi Felipín. El pobre no sale de su despacho. Allí sufre y se muerde las uñas. Mi marido piensa que el caso Urdangarín es el fin de la Monarquía. No será para tanto. Tenemos dinero para pagarle a Iñaki un buen abogado de Barcelona. También para hacer frente a la fianza. Los españoles sabrán valorar nuestros esfuerzos por salir de este atolladero. Como dice mi doncella Maripuri, España es un país agradecido con sus reyes. Isabel II fue despedida con una Revolución Gloriosa. A Alfonso XIII lo dejaron exiliarse en Roma. A Don Juan Carlos lo hicieron rey porque lo veían guapo las señoras que compraban el ¡Hola! A nosotros como mínimo nos pagarán la jubilación aunque para entonces no existan las pensiones en este país.




Monday, November 28, 2011

Seguimos trabajando por España

Los españoles pueden estar contentos: seguimos trabajando por el bien de la Patria. Hasta Su Majestad, pese a su salud precaria, sigue currando. Es lo que demos hacer por nuestros conciudadanos cuando el país está en crisis y don Mariano, el nuevo Presidente, todavía no nos ha dicho qué piensa hacer para sacarnos del atolladero.
 
Yo le he propuesto al nuevo Presidente a mi cuñado Iñaki para ministro de Economía. No me han contestado desde Génova. Creo que se lo están pensando. Si don Mariano le diese la cartera de Economía a Iñaki, mi cuñada Cristina sería feliz. Los dos están muy interesados por la Economía en general, les gustan los euros, saben mucho de mercados y no te cuento lo que saben de bancos. Cristina trabaja en La Caixa.
 
Sigo esperando la respuesta de Rajoy. Creo que está muy ocupado echando cuentas a ver si el presupuesto da para subirles las pensiones a los jubilados. Mi doncella piensa que vamos a tener que vender los cuadros del Museo del Prado para pagarle las pensiones a tanto viejo.
 
-O eso o vender La Cibeles, mi Princesa.
-No será para tanto, Maripuri.
-Estamos en quiebra -asegura mi doncella.
 
Cruzo los dedos. Todavía no he cobrado mi paga extra de Navidad.

Monday, November 21, 2011

Los besos de los nuevos Presidentes de España

 Ayer me acosté antes de que resultados electorales. Miré la encuesta de las ocho de la noche y ya tuve bastante. ¿Para qué iba a estar esperando? ¿Para ver como Mariano besaba a su primera dama?...
 
 No se puede comparar el beso de los nuevos presidentes con los besos que nos damos mi Felipín y yo. Nosotros nos besamos con más amor, con más entusiasmo. Tenemos a los paparazzi de Mallorca fascinados con nuestros besos de verano.
 
 En cuanto al resultado de las elecciones, en mi Palacio no celebramos nada. Maripuri quería hacer fiesta, pero no se lo permitimos.
 
 -Vete a Génova, Maripuri -le dije-. Allí hay cava gratis y pinchos.
 -¿Quiere que le traiga unas tapas? -me preguntó mi doncella.
 -No, gracias.
 -Le traeré algo de empanada.
 
 Así lo hizo. Acabé agradeciéndoselo porque las niñas comen mal los cereales y me solucionó con la empanada el desayuno de esta mañana. Empanada y un baso de leche fue lo que desayunaron mis Infantas.
 
 

Saturday, November 12, 2011

Iñaki tiene problemas

 Estuvimos por Londres estos días, pero no compré nada caro. No estamos para gastos excesivos ahora que toda la prensa está investigando si mi cuñado le pilló unos millones de nada a los baleares. Yo creo que Iñaki fue honrado, que trabajó de verdad en esos trabajos que cobró caros. La prensa exagera.
 
 Quien lleva peor lo de Iñaki es Su Majestad. Mi doncella Maripuri no da abasto preparando tilas calientes. El Rey está de los nervios y nos pone a todos nerviosos. Piensa que su yerno puede acabar en la cárcel.
 
 Mi Felipín intenta calmarlo. Le dice que las cárceles españolas no son como las extranjeras.
 
 -Tienen conexión a Internet y televisión.
 -Tú no sabes lo que dices, hijo -le responde Su Majestad.
 -Un Duque tiene que estar en la Corte, no en la cárcel.
 
 No creo que lleguemos a tanto. Los jueces saben que Iñaki está casado con Cristina y que Cristina es una curranta de La Caixa.

Wednesday, November 02, 2011

Leonor cumple 6 años

 Me estoy haciendo madre de una niña mayor. Seis años cumplió mi Leonor. Un año más y tenemos que hacerle la Primera Comunión. No sé si podrá hacerla el año que viene porque la catequesis es muy dura. El cardenal Rouco quiere que vaya preparada, que sepa lo que está comiendo y que aprenda a confesar todos sus pecados. Leonor se niega a confesarse. Dice que una Infanta de España heredera del trono no debe declararse pecadora.
 
-Estoy libre de pecado, mamá.
-No, hija. No eres la Virgen María.
-Soy Infanta de España.
 
No sigo discutiendo  porque la niña es muy cabezota. Además, me trae sin cuidado si no se confiesa. Yo nunca lo hago. Mis pecados son míos y no se cuentan.
 
De regalos no puede quejarse mi niña. Le dieron hasta diamantes. Llegaron de un país africano, creo. Pero lo que más le gustó fue una muñeca que le regaló Carla Bruni. Es de porcelana, muy mona. Se ve que en Francia todavía tienen dinero para hacer regalos caros. De Grecia no mandaron nada. Pobres. ¿Qué nos iban a manar? Obama, en cambio, nos envió unas calculadoras para las Infantas. Se ve que es un hombre preocupado por la educación.
 
Leonor es una niña afortunada. Yo no tenía tantos regalos por mi cumpleaños. Hasta su hermana Sofía le regaló un bolígrafo.

Saturday, October 22, 2011

En Oviedo y en crisis matrimonial según Peñafiel

 Cada vez que regreso a mi tierra me siento feliz. En Oviedo estoy con mi gente y me aplauden más que en ningún otro sitio del Reino. Hasta me olvido de los enfados con mi marido, de la crisis de los siete años y de las noticias de los telediarios.
 
 Estamos en crisis. Lo dijo Peñafiel y es cierto. Mi Felipín se acuerda mucho de Isabel Sartorius.
 
 -Fue mi primera chica -dice.
 -Yo no me acuerdo de mi primer novio.
 -Es que tú tuviste muchos novios, Leta, y yo soy hombre de sólo tres mujeres.
 
 Mi doncella nos pide que no nos divorciemos.
 
 -España no puede permitirse el divorcio de sus Príncipes, mi Princesa. Merkel no estaría dispuesta a prestarnos dinero para financiar la ruptura.
 
 Así llegué yo a Oviedo: Con Maripuri rezando rosarios por nuestra eterna unión matrimonial y con mi Felipín enfadado.

Saturday, October 15, 2011

La gimnasia de la silla

 Estoy cansadísima por la gimnasia de la silla que hicimos con Su Majestad el día de la Fiesta Nacional. Arriba, abajo, arriba otra vez porque venía una bandera, sentados, después de pie porque pasaba la cabra de la Legión. Creo que voy a pedir la baja. Se lo comenté a Maripuri y me dijo que no había bajas para Princesas.
 
 -Tengo depresión.
 -Igual que Charlene de Mónaco, mi Princesa. ¿Quiere una aspirina Bayer?
 -No debo automedicarme.
 -Una aspirina no mata a nadie.
 
 Al final no tomé la aspirina. Abrí el periódico y me dio un subidón: ¡Gallardón iba a ser Diputado! Casi nada. Un hombre feliz. El Alcalde de Madrid sonreía en la foto como un niño con zapatos nuevos. No me extraña. Si consigue ser ministro, va a tener mucho dinero para gastar.

Thursday, October 06, 2011

La boda de la duquesa

 Me he emocionado con la boda de la Duquesa de Alba. Lloré como el día de mi propia boda. Había en España una vieja feliz y allí estaba en la tele, bailando con su nuevo marido, aplaudida por sus fans. Maripuri, mi doncella, también lloraba. Decía que quería para sí la suerte de doña Cayetana.
 
 -Yo no tengo novio, mi Princesa. Sólo trabajo y más trabajo.
 -Otras ni siquiera tienen trabajo, Maripuri.
 -Pero tienen amor, mi Princesa. Un hombre puede sacarte de pobre si quiere. Yo necesito un hombre que me mantenga. Estoy cansada de trabajar.
 
 Maripuri está cambiando. Debe ser de tanto ver los programas del corazón de la tele. Se le cruzan los cables. Yo sigo mirando las fotos de la Duquesa. Me sigo emocionando. Aquí estamos todos con el pañuelo en la mano, hasta Su Majestad.
 
 -Cayetana es feliz -dice.
 -Eso parece, Juanito -le contesta doña Sofía.
 -Creo que van a ir de luna de miel a Tailandia.
 -Hacen bien.
 -Pensé que no podrían ir, Sofi. Los ricos van a tener que pagar muchos impuestos.
 
 Me parece que la Duquesa no piensa en pagar impuestos. A ella se le perdonan porque tiene mucha fundación para proteger obras de arte. Es como la Iglesia Católica: cobra subvenciones y no paga impuestos. Pero eso no importa. Lo importante es lo mucho que divierte al Pueblo. Su boda ha hecho felices a los pobres parados.

Monday, October 03, 2011

Nuestro regalo para la Duquesa de Alba

La duquesa de Alba vino la semana pasada a buscar su regalo de boda. No le pudimos regalar nada más que un jarrón porque estamos en crisis. La duquesa lo comprendió. Alfonso Díez puso cara de circunstancias.

Estuvieron un buen rato hablando con Su majestad. Le dijeron al Rey que están muy enamorados. Don Juan Carlos le contó que está fastidiado. Nada importante, los huesos que se le rompen al menor esfuerzo. Doña Cayetana le recomendó trasladarse a Sevilla.

-En Sevilla se le pasarán los dolores, Majestad -le dijo-. Allí la gente baila mucho y el baile es muy bueno para las articulaciones.
-Yo no puedo bailar, Cayetana.
-Pues das palmas.
-¿Me ves de palmero?
-¿Por qué no? En Andalucía la gente aplaude mucho.

Doña Sofía se interesó por los jornaleros de la Duquesa.

-Dicen que sólo les pagas 180 euros al mes.
-Son unos envidiosos y desagradecidos. Se parecen a mi nuera Inka. Otra que tal baila. Le di un piso en Madrid y se atrevió a decir que desheredara al conde de Siruela.

Don Juan Carlos puso fin a la reunión. La conversación se ponía peligrosa. Doña Sofía siempre fue una persona muy sensible con el personal de servicio. A mi doncella Maripuri siempre le da una buena propina. No entiende nuestra Reina que los empleados de la Duquesa tengan que vivir con menos de doscientos euros al mes. Yo tampoco lo entiendo. Tendremos que hablar con Angela Merkel para que le aumente las subvenciones  de la Unión Europea a doña Cayetana para que así le pueda pagar a sus jornaleros mejores sueldos.


 

Tuesday, September 20, 2011

39 añitos

Me acerco a los 40 sin crisis. Soy feliz. Dicen que la cuarta década te pone triste, pero yo no siento ninguna tristeza. Las patas de gallo no me quitan el sueño y el código de barras todavía no ha aparecido debajo de mi nariz.
 
 -El botox hace milagros, mi Princesa -comenta mi doncella.
 -Son los genes, Maripuri -la corrijo-. Mi abuela Menchu no aparenta su edad y mi madre parece una niña.
 -Parece usted la hija de don Felipe, mi Princesa.
 -¿Verdad que sí? Mi Felipe envejece, Maripuri. Es muy duro ser un futuro Rey de un país mal calificado por las agencias de crédito. Sufre, ¿sabes?
 
 Maripuri no me escucha. Ella a lo suyo, a barrer y a limpiar la plata. Voy a guardar los diamantes que me regaló mi Felipín antes de que me los tire. Maripuri, la pobre, nunca tuvo piedras preciosas; por eso no las conoce.

Tuesday, September 13, 2011

Regreso de Grecia

 Acabo de regresar de las islas griegas con mi Felipín y las niñas justo antes de que Grecia eche el cierre por quiebra.
 
 -Alemania va hundir a Grecia, mi Princesa -me avisó mi doncella Maripuri, siempre bien informada -. La señor les quita el euro a los griegos.
 -¿Y con qué pago los billetes de avión?
 -No sé, mi Princesa. Tendrá que quedar a deber.
 
 Corrí al aeropuerto con los míos.
 
 -Un avión, por favor -chillé.
 -Tiene que ponerse a la cola, señora -me dijo un policía.
 -Soy la futura Reina de España.
 
 No me hizo caso. Supuse que estaba preocupado por la quiebra de su país. Yo lo estaría. Si España quiebra, me muero. ¿Qué haría yo sin dinero para vivir? Mejor no pensarlo.

Tuesday, September 06, 2011

Su Majestad otra vez de baja

 

Cada día estoy más cerca de mi reinado. Su Majestad pasa la vida lesionado y mi Felipín y yo empezamos a reinar de facto. Trabajamos más que nunca, lo cual es un privilegio en un país con cinco millones de parados. No existe paro en la Jefatura del Estado. El trabajo nos desborda.

Mis Infantitas están encantadas con su abuelo en casa. Don Juan Carlos les cuenta cuentos a las niñas, cuentos de toda la vida, el de "Caperucita" y otros por el estilo. Doña Sofía sigue en Mallorca tomando el sol. Dice que la pone triste ver al Rey con el pie vendado.

-¿Toma los calmantes? -me pregunta cuando nos llama por teléfono.
-Sí, Majestad.
-No dejes que tome muchas aspirinas Bayer, Letizia.
-De eso se ocupa el consejero de Sanidad de Madrid, Majestad. Ya nos ha llamado varias veces protestando por nuestro gasto en medicinas.

Es horrible vivir en un país en crisis económica. No puedes gastar, no puedes cubrir tus necesidades más básicas. Hasta me he visto obligada a recortar en los gastos de la vuelta al cole de las niñas. Leonor va a ir con un uniforme del pasado curso que le quedaba hace unos meses largo y Sofía llevará el uniforme de hace dos años de su hermana. Espero que no se traumaticen.

-Yo siempre iba de estreno el primer día de clase -le cuento a mi doncella Maripuri.
-Los tiempos han cambiado, mi Princesa. ¿Le gustarán a Leonor estos rotuladores de los chinos?
-Tendrán que gustarle. Los de la librería de "El Corte Inglés" eran muy caros.
-Los lápices parecen resistentes, pero dígale que no los muerda, mi Princesa, porque también son de los chinos y pueden tener algún material tóxico no permitido por la Unión Europea.

Tiemblo al oír mencionar a la Unión Europea. Nos quita el sueño tanta Unión Europea, tanto euro, tanta señora Merkel, tanto Sarkozy. Hasta el embarazo de Carla Bruni me preocupa porque seguro que hace temblar a los mercados. ¿Cómo van a confiar los mercados en los países de la Unión Europea cuando la Primera Dama de Francia se queda embarazada en un momento de crisis? No es serio. Una debe embarazarse cuando hay prosperidad, digo yo.

Su Mejestad lee los periódicos y mueve la cabeza con preocupación. Entre sus piernas y los desastres económicos está el pobre en un sinvivir. Menos mal que sus nietas pequeñas le dan alegrías. Leonor y Sofía le cantan, lo distraen con sus ocurrencias y le prometen sacrificarse por España, por esta Patria que nos merece.

Tuesday, August 30, 2011

Reformando la Constitución para que Leonor reine en su día

 Zapatero y Rajoy van a reformar la Constitución y yo estoy moviendo hilos para que modifiquen también el orden sucesorio al Trono. Quiero dejar el reinado de mi Leonor bien atado en la Carta Magna. No podrán los republicanos destronar a mi hija. España será un Reino por los siglos de los siglos.

 Su Majestad está conforme con mis gestiones. Dice que ya toca. España merece una Reina reinante igual que Inglaterra. Doña Sofía está encantada ante la idea de que Leonor no sea destronada por un hermano varón en el futuro.

 -Elena fue destronada por Felipe -me dice-. La pobre lloró una semana seguida. No había manera de calmarla. Mi hermana Irene le regaló una Nancy y así se fue consolando. No sería Reina de España, pero no le faltarían juguetes. Pobre niña mía. Sólo tenía cinco años cuando vivió tan traumática experiencia. Lo mismo me ocurrió a mi en Grecia cuando nació mi hermano Constantino. Menos mal que Juanito me convirtió en Reina de España y se me sacó el trauma.

 Sufro con sólo pensar en esos traumas que recuerdas cuando eres abuela. Llamó a la Moncola por enésima vez. Zapatero ya no coge el teléfono desde que Rubalcaba es candidato por el PSOE. Llamo al candidato. Me dicen que está hablando con el de Pontevedra.

 -Rajoy no es de fiar -dice la recepcionista de la sede del PSOE.
 -Pues lo van a votar para Presidente del Gobierno -le contesto.
 -¿Usted también, Alteza? ¿Va a votar al PP?
 -Yo no puedo votar.
 -Perdone, había olvidado las normas de la Casa Real. Las estudié cuando preparaba oposiciones para Hacienda y ya no las recuerdo.
 -No se preocupe. Yo tampoco las recuerdo mucho.

 Son gente maja las recepcionistas. Te dicen todo lo que piensan. Yo me llevo muy bien con los currantes. Hasta Maripuri lo dice. Por eso me apoyan mucho en mis deseos de cambiar la Constitución en favor de mi Leonor. Mi doncella Maripuri está dispuesta a ir a debatir el tema con los indignados de la Puerta del Sol.

 -Están a favor del referéndum, mi Princesa.
 -¿Votarán que mi Leonor sea Reina de España?
 -Votarán, pero no me dijeron si votarían más a la República o a doña Leonor.

 Tendré que ir en persona a convencerlos. ¿Qué vestido debo poner? ¿Un Felipe Varela? No, mejor voy con un Dior de Galiano, uno de aquella colección de modelos mendigas. Quiero que me vean de los suyos, un poco perro flauta. Así me darán su voto para que mi Leonor sea Reina de España.

Wednesday, August 24, 2011

Se casa doña Cayetana con Alfonso

En mi Palacio estamos emocionados con la noticia del año: se casa doña Cayetana con Alfonso. Recibimos un comunicado de la Casa de Alba informándonos del cambio de estado civil de la Duquesa para que lo anotáramos en el Registro de los Grandes de España. Ni que decir que don Juan Carlos escribió una entrada en el citado registro nombrando también Grande de España a Alfonso, el joven novio de doña Cayetana.

-No iremos a la boda -nos dijo Su Majestad-, pero hay que enviarles un regalo a Sevilla.

Me ofrecí para irle a comprar unas sábanas a los novios. Doña Sofía me dijo que ya no se regalan sábanas ni se hacen listas de boda en El Corte Inglés. Ahora se dan donativos a los pobres de África, donde hay mucha hambruna.

-También en España hay hambre, Majestad -le recordó mi doncella Maripuri-. Tenemos cinco millones de parados. ¿Ha pensado usted en esa pobre gente?

-Pienso todos los días.
-¿Y qué les da?
-Yo sirvo a España.

Le pedí a Maripuri que se callara. Doña Sofía nunca inauguró una oficina de desempleo. Yo quise inaugurar un INEM este año, pero no me dejaron. Mi Felipín decía que no se veía cortando la cinta de la inauguración de una oficina de parados. Ahora, en cambio, se ve como invitado de la boda de la Duquesa de Alba.


-Tenemos que asistir, Leta -me dice-. Yo no puedo perderme el evento. Cayetana siempre fue muy amable conmigo. Recuerdo que cuando era niño me regalaba bolsas llenas de caramelos y su padre, el duque Jacobo, trabajó gratis para mis bisabuelos, los Reyes Alfonso III y Victoria Eugenia. Era un caballero español.

-¿Igual que el capitán Alatriste?
-Mucho mejor. Iba siempre bien vestido.


Pues iremos a la boda sevillana de la Duquesa. Yo ya llamé a Felipe Varela para que me vaya haciendo un vestido para asistir al tercer enlace matrimonial de doña Cayetana. Hay crisis, pero no puedo ir con vestido usado porque soy la futura Reina de España. Creo que los españoles entenderán el gasto igual que entienden que doña Cayetana se case a los 85 años. En España somos muy modernos.


Friday, August 19, 2011

Ya llegó el Papa

 

Viene el Papa a vernos y a darle ánimos a la juventud del mundo. No ha elegido buen momento para su visita porque estamos en crisis y no podemos permitirnos tanto gasto. Por mucho que Pepiño, el ministro, diga que no supone coste alguno la visita papal, yo bien sé que gastar gastamos, pero una no es nadie para oponerse a tanto boato. Si de mí dependiera, ese dinero que gastamos en agasajar al Papa Benedicto iba para los cinco millones de parados, para esas familias que tienen a todos sus miembros sin trabajo. Se lo dije a Su Majestad y no obtuve apoyo a mi propuesta. Tampoco mi Felipín me quiso apoyar cuando le propuse enviar un e-mail al Vaticano pidiéndoles que no nos mandaran a Papa.


-¿Qué pensarán de nosotros, Leta?

-No me importa lo que piensen los curas.
-A mí sí. Nuestras hijas todavía no hicieron sus Primeras Comuniones y pueden negarse a hacérselas si rechazamos una visita del Papa.


Por las comuniones de mis Infantitas he tenido que acceder a los festejos. Las niñas están ilusionadas ante la idea de comulgar por primera vez y contarle sus pecados a Rouco. No creo que les queden muchas ganas de volver a confesarse. Yo me confesé una vez con el arzobispo de Madrid y no volví a hacerlo porque te pone una penitencia de padrenuestros que no la cumples en toda la semana. ¡Un mes estuve rezando padrenuestros por mis pecados! No quiero ni imaginar la penitencia que pondrá el Papa. Mi doncella Maripuri quería que la confesara don Benedicto, pero no la admitieron como pecadora a confesar por el Sumo Pontífice; querían a gente católica de verdad y Maripuri es más bien atea con orígenes cristianos.


No sé cómo aguantaré a tanto Papa. Creo que voy a tener que beber mucha tila para calmar mis nervios. El país en crisis y el Papa de vacaciones pagadas por Hacienda en España. No hay derecho. Primero son nuestros necesitados, esas personas que no tienen un trozo de pan para llevarse a la boca. El Papa Benedicto es el anciano más rico del Planeta Tierra.






Saturday, August 06, 2011

La familia unida en Mallorca

 Da gusto mirar las fotos que nos sacaron en Mallorca. Somos una familia unida. No hay malas caras. Quien pensaba que servidora se llevaba mal con sus cuñadas Infantas estaba muy equivocado. Yo con mis cuñadas voy a las rebajas y me lo paso pipa. ¿Qué vas a hacer en Mallorca sino? Nadar no es lo mío, remar menos, los barcos de vela me dan miedo. Sólo me queda ir de tiendas.
 
 Estaba todo tirado de precio. Hasta te daban las gracias por comprar. Me dieron pena los tenderos. Una señora me dijo que iba a apuntarse al paro.
 
 -No vendo nada, alteza.
 -Sea optimista, mujer.
 -No puedo, alteza. Mi marido sufrió un ERE, mi hijo no encuentra su primer empleo y mis suegros están en el asilo, gracias a Dios. Dos bocas menos.
 
 Se me encogió el corazón. Cristina lloraba apoyada en mi hombro. Tuvimos que dejar de comprar porque estábamos tristes para las fotos que nos disparaban los paparazzi.
 
 Una vez recuperadas, nos sumamos a la fotografía del jardín. Temía lo peor al saber que mi doncella se había encargado del estilismo.
 
 -¿Ya no trabaja Nati Abascal en el ¡Hola!? -pregunté.
 -Yo soy más barata, mi Princesa-, y tengo mucha experiencia.
 
 Maripuri le colgó al cuello una Infantita a mi Felipín, le quitó las muletas a don Juan Carlos, colocó los nietos en fila y nos mandó sonreír. Me sentí ridícula.
 
 -Habrá más fotos en Madrid con el Papa -les prometió mi doncella a los fotógrafos.
 
 Temblé. El Papa Benedicto me da miedo. Dicen que es gafe. No sé si seré capaz de sonreír con él a mi lado.

Thursday, July 28, 2011

Lo de Oslo fue horrible

 

Estoy impresionada con lo que ocurrió en Oslo. Cualquiera puede montar una gorda. Yo voy a tener que dejar de ir de inauguraciones. Ya le dije a mi Felipín que tenemos que mandar a nuestros dobles porque es un trabajo de alto riesgo, mucho peor que bajar a una mina. No, yo no vuelvo a un acto oficial en persona; prefiero bajar a una mina de carbón y allí ganarme la vida dándole martillazos al mineral. Es más seguro.


Hasta mi doncella Maripuri está impresionada. Ella tampoco quiere ir a actos multitudinarios. Me dijo que no volvía a ir a un concierto ni atada. A partir de ahora se dedicará a asistir sólo a espectáculos de estatuas humanas, músicos callejeros y cosas así. Te ahorras una pasta y estás a salvo de los locos de la extrema derecha.


Es tremendo, horrible. Estoy pensando en no mandar a mis Infantitas al colegio. Le tendrán que dar clase en La Zarzuela porque yo no arriesgo sus vidas en un colegio por donde puede aparecer un chalado cualquiera pegando tiros. Son las herederas del heredero. Debemos protegerlas de los chalados.


Tampoco Sus Majestades deben ir a las inauguraciones. Ya se lo dije a Su Majestad el Rey. Creo que no me entendió porque sólo piensa en su rodilla. Don Juan Carlos no cree que estemos en peligro. Es un hombre muy confiado, pero los tiempos han cambiado. Doña Sofía tampoco está preocupada. Dice que seguirá asistiendo a sus conciertos de música clásica. Que haga lo que quiera. Yo no voy a salir más de casa. Tengo que ponerme a salvo porque soy la futura Reina de España.

Wednesday, July 20, 2011

Una Princesa sin vacaciones de momento

 

Ser Princesa es un trabajo más cansado de lo que yo suponía. Estamos en julio y no tengo todavía vacaciones. Aquí me tienes como una mujer trabajadora más: currando en el negocio del marido, con las niñas sin colegio y con media plantilla del personal doméstico de vacaciones. Bueno, sigo teniendo a mi lado a Maripuri, mi fiel doncella. Maripuri se fue a su Galicia natal y ha regresado porque no estaba el tiempo para ir a la playa. Por lo menos aquí tiene piscina gratis.


Mi Felipín está muy ocupado tratando de entender los vaivenes de los mercados. Habla con Su Mejestad del tema y también con Zapatero, que sabe mucha economía tras recibir dos tardes de clases intensivas sobre el tema. Lo que no sabe el Presidente es el precio de los productos de primera necesidad. El otro día le pregunté por el precio de las patatas y lo desconocía.


-En mi casa hace la compra Sonsoles -me dijo.
-Pensé que era usted feminista, Presidente.
-Y lo soy. Defiendo los derechos de las mujeres.
-Pero no hace usted la compra.
-Mi mujer no me deja. Teme que no nos llegue el sueldo para todo el mes si voy yo al Mercadona. Soy muy gastón, ¿sabe usted?


Pobre Presidente. En marzo se va. Creo que este verano pocas vacaciones va tomar. Quería ir unos días a La Mareta, pero lo va a dejar. Según nos contó, el palacio de Lanzarote necesita una reforma de albañilería y no tenemos dinero para pagarla.


Nosotros también teníamos que hacer reformas en Marivent. Las habitaciones siguen con el mismo papel en las paredes que tenían cuando los Reyes estrenaron la residencia de verano. ¿Y qué decir de los baños? Son horribles. No tenemos spa, ni sauna, ni una hidromasaje como Dios manda.


Estoy deseando marchar. Me iría a cualquier sitio, incluida la Galicia lluviosa de Maripuri, antes de aterrizar en Mallorca. Detesto los barcos, los yates, las competiciones de vela, los familiares de doña Sofía, los fotógrafos, la prensa. Yo quiero unas vacaciones con mi Príncipe y mis Infantitas lejos del mundanal ruido.


Tuesday, July 12, 2011

Robos de arte

 
 En mi Palacio seguimos con mucho interés el escándalo de la SGAE y también prestamos atención al robo del Códice Calixtino de la Catedral de Santiago. Es una pena. A mí Teddy Bautista me parece un hombre honrado, sobre todo desde que ha dimitido del cargo. ¿Cómo se va a ganar ahora la vida? Me lo imagino cantando y sufro. Una persona que lleva tantos años sin cantar no debe tener las cuerdas vocales para muchas canciones. Tendrá que vivir con esa pensión que le quedará por haber presidido durante tantos años la SGAE.

 Mejor vivirá el ladrón del Códice calixtino. Con la pasta que le dieron por el hurto puede darse a la gran vida en Marbella. Me lo imagino ligando con Carmen Lomana en una playa privada. ¿Quién será el ladrón? Mi doncella Maripuri cree que debe ser un cura.

-Nunca confíe en el clero, mi Princesa -me dice-. Los curas venden sus almas al diablo por dinero. Encontraron un comprador para ese Códice que sólo dejaban ver al Rey y al Papa y lo vendieron.

 Miro los cuadros que nos prestó el Museo del Prado para decorar nuestro salón y me vienen ganas de venderlos. Son arte, pero necesito un vestido de Felipe Varela para representar a España dignamente. ¿Quién podría comprármelos? ¿Carmen Cervera? La baronesa Thysen compra mucha pintura y podría estar interesada en unos Velázquez a precio arreglado. Se lo comentó a mi Felipín. Mi marido se niega. Dice que los cuadros son Patrimonio Nacional igual que los Palacios donde tan bien vivimos.

 -Son de los españoles, Leta.

 Pobres españoles. Ellos tienen la propiedad de los cuadros y nosotros el disfrute. Nunca un ciudadano de Vallecas despertará en su cama con un Goya sobre la cabeza. Eso sólo lo podemos hacer nosotros y la duquesa de Alba. Vuelvo a pensar en el ladrón del Códice. ¿Ya le pagarían el libro? ¿Se lo habrá quedado? Espero que no esté utilizando tan valiosas hojas como papel de váter.

Monday, July 04, 2011

No fuimos a la boda de Alberto

 Al final no fuimos a la Boda de Alberto de Mónaco porque el chico no nos pidió perdón de verdad por su mal comportamiento en la elección de sede olímpica. Su Majestad nunca olvida que Madrid no tendrá Juegos por culpa de Albertito. Nosotros tampoco. Mi Felipín está muy enfadado. Yo no estoy tan enfadada. Me hubiera gustado asistir al enlace de Alberto para poder competir en elegancia con las demás princesas. Es una pena que las relaciones entre las dos Casas Reales no sean fluidas.
 
 Encima la ola de calor llegó al Palacio de La Zarzuela y casi nos mata. Rompí tres abanicos de tanto abanicarme. ¡Qué calor! Ni a la sombra respirabas. Doña Sofía empezó a preparar las maletas. Se va a Mallorca en busca del mar.
 
 -Las piscinas no son para mí, Letizia -me dijo-. Prefiero chapotear en alta mar.
 -Pues no chapotee mucho, Majestad -la aconsejó mi doncella-, que podría ahogarse.
 
 Maripuri quería prestarle su flotador, pero doña Sofía se negó a aceptarlo.
 
 -Una Reina de España no nada con flotador.
 
 Tomé nota. Tendré que aprender a nadar mejor. Menos mal que me queda un mes para practicar en la piscina climatizada de mi Palacio.
 
 Hablando de practicar, Su Majestad el Rey ya juega al golf con las muletas. Me vuelve loca con el claxon y las luces de sus muletas ultramodernas. Bien pudieron darle unas antiguas.
 
 -¿Es la policía, Felipe? -le pregunto a mi Felipín cuando veo luces en el jardín.
 -No, Leta.
 -¿Estás seguro? Podría haber un golpe de Estado.
 -¿Y quién lo iba a dar? Tejero está viejo.
 -¡Los indignados!
 -Ay, Leta, qué cosas dices.
 
 Mi Felipín me abraza intentando tranquilizarme. él es la calma y yo soy la velocidad. Por eso estamos bien juntos. Apoyo la cabeza en su hombro. ¡Qué feliz soy! no me importa asarme de calor en Madrid y perderme un bodorrio en Mónaco porque estoy con el hombre que amo. Ojalá Charlene sea tan feliz como yo.

Thursday, June 23, 2011

Los estampados son para el verano

 

He comprado unos cuantos vestidos estampados que estaban a muy buen precio. Rebajas anticipadas de marca. Mi doncella me dijo que los estampados me quedan bien y yo casi me lo creí, pero estoy algo decepcionada tras haber ido tan estampada a Girona y no recibir ni un solo halago por parte de tanto chico emprendedor que había en el acto que fuimos a apadrinar mi Felipín y servidora.

Mi doncella Maripuri también estaba por allí. Ella no es que sea una empresaria, pero se considera emprendedora porque pasó de universitaria a trabajadora de la limpieza de mi Palacio.

-Me he reciclado, mi Princesa -me dijo-, igual que tendrán que hacer estos emprendedores cuando sus empresas se hundan en quiebras. El Gobierno no los ayudará. Dios tampoco. Serán ellos los que tendrán que buscar una solución para sus vidas.

Casi me entristezco. Maripuri es muy dramática. ¿Por qué le van a ir mal a los chicos sus empresas? Allí te daban todos su tarjeta de visita. Yo llené el bolso de tarjetas de visita y les prometí pasarle sus datos al duque de Palma para que hable de ellos en Estados Unidos.

Maripuri también repartía tarjetas, mucho más humildes, por supuesto. Reconocí las servilletas que compramos en el Mercadona. Le dio a todo el mundo un trozo de servilleta con su nombre, dirección y teléfono móvil prepago. No sé si tendrá mucha suerte. Los emprendedores todavía no necesitan a nadie que les limpie los suelos. Será cuando tengan mucho dinero cuando piensen en contratar servicio doméstico.

Volviendo a mi vestido, me sentí muy cómoda. En Girona no hacía nada de frío y la falda del vestido se movía con la ligera brisa que hizo por la tarde. Me encontré guapa. Creo que mi Felipín también me vio favorecida porque se reía sin parar. Estaba contento conmigo. Fue una pena no poder llevar a las Infantas. Mis hijas también necesitarán emprender alguna actividad empresarial en el futuro para poder pagarse la manutención. ¿Dónde van a trabajar? Leonor será reina, pero mi Sofía va a tener que currar como toda hija de vecino.

Monday, June 20, 2011

Su Majestad hace gimnasia

 

Mi suegro regresó del hospital y lo tenemos por los jardines de Palacio haciendo gimnasia. Cosa de la crisis. Si España tuviera una economía tan boyante como la alemana, Su Majestad podría estar en su clínica haciendo allí la rehabilitación que necesita para esa rodilla que le da mal vivir.

No quería regresar a casa. Tuvo que llamarlo Angela Merkel para convencerlo. Fue saber que nos iban a rescatar la economía maltrecha, para echar a correr hacia Madrid. Su Majestad no quería ser el culpable de la quiebra española a causa de sus gastos de médico.

-Yo hago un uso razonable de la sanidad pública -nos dijo nada más llegar en una furgoneta.
-Yo también, Majestad -le contesté-. No llevo a las niñas ni al pediatra desde que dicen que la Sanidad madrileña anda falta de financiación.

Mi Felipín acompaña a don Juan Carlos en sus tardes de carreras por los jardines. Es un buen hijo. Hasta doña Sofía lo dice.

-Felipe merece el trono que va a heredar.
-¿Y yo, Majestad?
-Tú serás la mujer del nuevo Rey.

Menos es nada. Mi doncella Maripuri no pasará de sirvienta. Yo, por lo menos, compartiré la suerte de un monarca.

Pero antes tiene que abdicar don Juan Carlos. ¿Pensará reinar arrimado a unas muletas con claxon y luces? Espero que no. España merece un rey joven. Merece a mi Felipín y a esta reina futura que aspira a conquistar los corazones de sus súbditos, especialmente los corazones de los súbditos indignados.

Thursday, June 02, 2011

Mes de comuniones y pepinos

 
En la fiesta de la Primera Comunión de mi sobrino Miguel comimos una ensalada de pepinos que no acabó con nosotros. Mi doncella Maripuri no la probó porque decía que ella no tiene sangre azul y que podía hacerle daño. Tonterías. Los pepinos no matan a los españoles. Mueren los alemanes, pero no por comer pepinos. Dios sabe qué es lo que los mata.
 
Maripuri cree que mueren por haber salido de la crisis e imponernos unas medidas económicas drásticas a los países del sur de Europa.
 
 -Los mata la maldad, mi Princesa. Dios los está castigando por malos.

Don Juan Carlos no puede ni oír hablar de los pepinos. Dice que le duele una rodilla con sólo citarlos.

-Esta rodilla me mata, nuera. ¿No tendrás por ahí un calmante?

Le doy una aspirina Bayer. Su Majestad dice que la aspirina no le hace efecto. Va a hablar con Zapatero a ver si el Presidente tiene un remedio para sus dolores. Zapatero también dicen que no anda muy bien de salud el pobre desde que Rubalcaba es futuro candidato a ocupar su sitio. Está triste. El Presidente pensaba echar cuarenta años en la Moncloa, igual que el Caudillo, pero él por votación popular.


Este país mío es un desastre. Cuando no son los pepinos son los tomates y cuando no son las hortalizas son las vacas locas. No salimos de la crisis. Yo creo que vamos a morir pobres. ¿Qué será de nuestros hijos? Lo pensé durante la Primera Comunión de mi sobrino, el hijo de Cristina e Iñaki. ¿Tendrán trabajo los niños de mayores? Froilán podrá ganarse muy bien la vida en un circo porque es gracioso. ¿Y los otros? Doña Sofía cree que siempre podrán encontrar trabajo en el Ejército, igual que mi Felipín.

-Siempre habrá guerras, Letizia. En Afganistán, en África, en cualquier país. Mira la Ministra de Defensa. No tiene puesto en las Primarias del PSOE, pero se gana la vida muy bien en la Defensa.

¡Pobres hijas mías! Ya me las imaginó generalas de los Ejércitos patrios. ¿Cómo van a conseguir vivir con un sueldo mileurista? Van a tener que sumarse al Movimiento 15 M para poder comer gratis en un campamento. No me extaña que don Juan Carlos se enfade con mis compañeros periodistas cuando le preguntan por salud. ¿Cómo se va a encontrar? Pues mal, como cualquier abuelo que ve como sus nietos acabarán en la pobreza a causa de esta crisis interminable.

Monday, May 23, 2011

Resaca de elecciones

 

 Todavía estamos a esta hora de la mañana con resaca de elecciones municipales y autonómicas. En mi Palacio esta noche no se durmió. Zapatero llamaba continuamente a Su Majestad por el teléfono rojo, el de las emergencias, diciendo que no se iba hasta marzo del 2012. ¿Y a nosotros qué nos importaba? Don Juan Carlos seguirá siendo el Rey y mi Felipín su Heredero.


Yo estaba más preocupada por la suerte de mi doncella. Maripuri estuvo estos días acampando en Sol con los del Movimiento 15 M. ¿No iba a volver? Está muy bien que proteste contra los abusos de los banqueros, pero hay que trabajar para cobrar un sueldo, sobre todo si este sueldo suyo sale de los Presupuestos Generales del Estado.


Llamé a Esperanza Aguirre a ver si sabía por dónde andaba mi doncella.


-No lo sé, Alteza, pero si necesita servicio le envío mis criadas.
-No, gracias -le respondí- Aquí somos democráticos y no tenemos criadas.
-¿Quiere un concejal? Tenemos muchos.


Colgué. No hay manera de mantener una conversación razonable con un triunfador en unas elecciones en las que se hunde el PSOE.


En la televisión sacaban una y otra vez a Rajoy con los brazos en alto. Parecía que bailaba una sardana con Gallardón, Esperanza y otros políticos que no conocía. ¡Lo que es la felicidad! En la calle servían churros gratis. Ni una caña. Eso me lo contó Maripuri cuando decidió regresar de tanta fiesta que se dio esta última semana por los madriles.


-Le traigo unos churros, mi Princesa. Todavía están frescos
-No quiero, Maripuri.
-Coma, mi Princesa, que el PP no nos dará otra comida. Dicen que van a recortar gastos en todos los sitios que han ganado.


Mi Leonor cogio un par de churros.


-Están buenos, mami -me dijo-. ¿Por qué no comes?


Su hermana Sofía tampoco los quiso. No come otra cosa que no sean gusanitos de marca blanca.


En fin..., la vida sigue. Su Majestad va a recibir esta mañana a Zapatero. Quiere darle consejos sobre como ganarse la vida como ex presidente del Gobierno de España. A Felipe Gónzalez le aconsejó en su día dedicarse a la artesanía y le fue muy bien. Durante los primeros años de su nueva vida se ganó los garbanzos vendiendo pendientes a un millón de pesetas.


-José Luis puede escribir sus memorias -dice don Juan Carlos-. Seguro que tiene algo que contar.
-No lo imagino de escritor.
-¿Por qué no, nuera? En España cualquiera escribe un libro. Julián Contreras, el hijo pequeño de Carmina Ordoñez lleva media docena de libros publicados.


¡Suerte la de algunos! Yo todavía no publiqué ningún libro. Ni siquiera planté un árbol en este gran jardín que tengo delante de mí. Menos mal que hice dos hijas Infantas de España. De lo contrario, mi vida hubiera sido un desperdicio sin interés para mi Pueblo. ¿Dónde está Maripuri? Parece que se ha ido otra vez para la concentración de la Puerta del Sol. Mi doncella es muy de izquierdas en un país que se nos ha vuelto de derechas a causa del paro y de los recortes de Zapatero.



Monday, May 02, 2011

La boda

  
  Estoy indignada. ¿Cómo se atreven a decir que iba mal vestida en la boda del nuevo siglo? Gasté una pasta en dos Felipes Varelas. El de la noche me permitió lucir mi talla 36. Fliparon todos los invitados. El Felipe Varela que llevé a la iglesia era perfecto para asistir a una boda inglesa. Hasta le gustó a mi doncella Maripuri.
 
-Me recuerda a Carla Bruni, mi Princesa. Va usted muy correcta. Sonría mucho.
 
 Eso hice. Mi Felipín sonrió menos porque las bodas lo ponen nervioso.
 
 -¿Y si llueve, Leta? -me decía-. No trajimos paraguas.
 -Esta boda no será como la nuestra, Felipe. En Londres nunca llovió en las bodas reales.
 
 Mi doncella quitaba fotos. Tuve que dejarla entre el público porque en la abadía no habían reservado bancos para el servicio doméstico.
 
 -Las criadas fuera -dijo la Reina de Inglaterra.
 
 Había confundido a la mujer del Primer Ministro con una señora de la limpieza al no verle el sombrero.
 
 Lo mejor fueron los besos. No se podían comparar con el besazo de Iker a Sara Carbonero, pero no estuvieron mal.
 
 -¿Nos besamos, Felipe? -le pregunté a mi Felipín.
 -Ya lo hicimos, Leta. ¿No recuerdas nuestros besos castos en el balcón del Palacio Real?
 -Me dejaste con ganas.
 
 Y así quedé. Mi Felipín es muy tímido a la hora de besar en público. Catalina ha tenido más suerte que yo. El hijo de Diana no es tan tímido como mi Príncipe.
 
 Camila también andaba por allí. Mi doncella se atrevió a abrazarla.
 
 -Es como la madrastra de Cenicienta, mi Princesa. ¡Malísima!
 
 Yo sólo le dije hello. Creo que me entendió porque me contestó hola.
 
 Acabamos en fin de semana en el Vaticano. Empezaban a santificar a Juan Pablo II. ¡Lo que me aburrí! Fuimos con una delegación de diputados muy católicos. No se puede comparar una beatificación con una boda. Prefiero ser Princesa a ser santa. Que tome nota Benedicto XVI por si si se le ocurre beatificarme. Será en contra de mi voluntad.
 
-----------------
 
 

Thursday, April 28, 2011

Tras la Semana Santa llegó la jequesa

 ¿La Semana Santa? Bien, gracias. Fuimos a Italia de incógnito con nuestras infantas. Doña Sofía nos quería en Palma subidos al yate, pero yo me negué. Sólo acepté asistir a la misa de Pascua porque no podía ir el Rey y allí estuvimos nosotros para las fotos.
 
 -Sonríe, niña -le dije a mi Sofía-. A ver si otro millonario de Mallorca nos nombra herederos de su fortuna.
 
 Leonor, en cambio, era toda risas. Tiene muy asumido su papel de Heredera del Heredero.
 
 Mi Felipín sigue con barba de capitán de barco inglés para hacerme feliz. Es tan buen marido que cumple todos mis deseos, incluido el de tener un esposo barbudo. ¡Lo adoro!
 
 El arzobispo de Palma estaba euforico tras haber visto al Papa Benedicto en "Tengo una pregunta para usted". Durante dos horas seguidas ensalzó la figura del Pontífice.
 
 -¿No va a terminar nunca la misa? -. Las niñas quieren hacer pis y yo necesito un café ahora mismo.
 -Vayan en paz.
 
 Salí la primera de la Catedral. Fotos y más fotos. Un paparazzi me preguntó si pensaba destrozar la Corona.
 
 -Los jugadores del Real Madrid rompieron la Copa del Rey con la alegría.
 -Yo no pienso hacer tanto -respondí-. La Corona pasará de don Juan Carlos a Felipe sin ser atropellada por nuestro coche oficial.
 
 Mi Felipín me volvió a pedir que me callara. ¿Estaba hablando  Parecía que sí. Mi doncella tenía cara de espanto. Doña Sofía sonreía agarrada a mi Leonor. Echaba de menos a Su Majestad. No sé si el Rey la echaría de menos a ella.
 
 Regresamos a Madrid. Su Majestad había dejado una barba descuidada para recibir a los jeques que nos van a dar un montón de pasta para salir de la crisis.
 
 -Que vean que somos pobres- dijo.
 -¿Cree usted que se van a apiadar de nosotros, Majestad? -le pregunté.
 -Lo harán si nos vestimos modestamente. Tú sé amable con la jequesa, nuera.
 
 La jequesa es una mujer muy elegante. Me gustaron mucho sus turbantes. Lo mismo dice mi doncella Maripuri.
 
 -No me importaría ser la segunda esposa de un hombre que tiene tres esposas si me comprará tantos vestidos y tantos turbantes para conjuntar, mi Princesa.
 
 Yo no sé si sería capaz de compartir a mi Felipín con dos mujeres. Lo que sí sé es que me gustaría tener un marido tan generoso como el jeque que nos trae millones para sacarnos de la crisis.
 
--------------------
 
 
 
 

Friday, April 15, 2011

Compitiendo con Rania en glamour

 Competir con Rania de Jordania es difícil, pero creo que salí airosa con mi Felipe Varela rosa palo y mis tacones alta altura. La moda española hizo un milagro conmigo.
 
 Estábamos en plena competición de glamour y se me acababan los vestidos. Rania cambiaba de modelito cada hora. Un vestido para desayunar, otra para salir a saludar al Pueblo, uno más para la reunión con empresarios, un nuevo cambio de atuendo para comer,...
 
 -¡Maripuri! ¡Rápido! Llama a Felipe Varela y que me mande por correo urgente más ropa.
 -Ha traído toda la colección primavera-verano 2011, mi Princesa.
 -Tendrá algo más. Tú llámalo. Dile que me mande más vestidos aunque estén todavía hilvanados.
 
 ¡Qué nervios! Encima no sabía qué hacer con el pelo. ¿Ondulado o liso? Me puse unos tubos. Estaba hecha un flan.
 
 -¿Sabe qué va a pasar en Madrid, mi Princesa?
 -No me importa, Maripuri. Ayúdame con esta cremallera, anda.
 -Gallardón va a perseguir a los mendigos con la policía municipal. Quiere encarcelarlos.
 
 Maripuri casi acaba con mis nervios. ¿No veía que estaba compitiendo con Rania? ¿Para qué me contaba calamidades?
 
 -Usted debería recoger a los mendigos en su Palacio, mi Princesa. ¿Va a permitir que el PP los encarcele?
 
 ¡Maldito PP! No me pude sacar el tema de los mendigos de la cabeza durante la cena de gala. Casi lloro delante de Rania. Gallardón no tiene corazón.
 
-------------------

Tuesday, April 12, 2011

Mi viaje oficial a Israel

 Estos días ando por Israel muerta de miedo. ¿Y si me mata un misil? No quiero pensarlo. Dejaría dos Infantas de España huérfanas y a mi Felipín viudo.
 
 Si fuera por mí, no pisaría este escenario conflictivo, pero soy una mandada. Zapatero dice que hay que venir y aquí me tienes en territorio comanche.
 
 Por suerte, pude traer a mi doncella. Maripuri hace turismo sin miedo entre judíos y palestinos. Ya fue dos o tres veces al Muro de las Lamentaciones.
 
 -¿Qué haces allí, Maripuri? -le pregunté.
 -Rezar, mi Princesa.
 -¿Te has vuelto católica?
 -Casi. De momento, me estoy aproximando al budismo filosófico.
 
 Yo no puedo sacudir tanto miedo como tengo dentro de mí. Me aterró el Museo del Holocausto. Mi Felipín lloraba. Se emocionó, dijeron en los telediarios. Los periodistas piensan que un príncipe no se asusta al ver tanto horror.
 
 Maripuri pasó de museos y de horrores. Dice que está nueva gracias a los masajes de barro que le dieron en el hotel.
 
 -Me quedó la piel como la de un bebé. Esta noche dormiré sin necesidad de tila.
 -Trae para aquí la tila, Maripuri, que yo la necesito.
 -¿Va a ir a Gaza, mi Princesa?
 -No nos dejan.
 -Yo la puedo acompañar. Seguro que la reciben con aplausos. Los niños palestinos cantan tan bien como aquellos niños judíos que los recibieron.
 -Déjalo, anda, y ayudame a poner el chaleco antibalas debajo del vestido de fiesta.
 
 ¡Menudo país! En España nunca tengo que poner chaleco antibalas. ¿Sabes lo difícil que resulta taparlo con un Felipe Varela? Ay, Dios, ¡las costuras! Acabo de fastidiar un modelito.
 
------------------------
 
CAMISETAS
PERSONALIZADAS
 
Tú la personalizas.
 
Estamos en

Saturday, April 02, 2011

Carlos y Camila nos visitan

Camila será una buena reina de Inglaterra. Se la ve muy guerrera para estos tiempos de conflictos bélicos en el norte de África. Su móvil no dejaba de recibir mensajes sobre la situación de la contienda en Libia. Me ponía de los nervios. Hasta en la cena de gala no dejó de emitir pitidos. Camila abría discretamente el bolso y leía el mensajito.
 
 Yo estoy en contra de la guerra y tengo que escribirlo aquí, en mi blog, porque sé que me lee gente que me comprende. Soy una Princesa pacífica. La guerra no va conmigo. Prefiero el amor, las risas, saborear un buen plato de fabada Litoral o beber una cerveza Estrella Galicia, la cerveza de Pepe Domingo Castaño, el locutor de la Cope.
 
 Mi Felipín, en cambio, apoya esta guerra contra Libia. Quiere liberar a los libios de la dictadura de Gadafi. ¿Y si mueren más? ¿Serán daños colaterales?
 
 -Prepare su ropa de luto, mi Princesa -me dice Maripuri-. Morirán muchos soldados y usted debe ir a consolar a las viudas.
 -¡No quiero guerras! -grito.
 
 Nadie parece escucharme. Mi doncella busca en el fondo de armario trajes de chaqueta de color negro azabache. Doña Sofía reza. Su Majestad habla con Zapatero. El Presidente ha venido a informarnos sobre el horario de los bombardeos.
 
 -¿Nos alcanzará algún misil libio? -pregunta mi Felipín.
 
 ¡Un misil! Miro a mis Infantas. Ay, Dios, que me las matan.
 
 -Ustedes metanse en el bunker, Altezas.
 -Yo quiero luchar -dice mi Felipín-. Iré al frente con mis medallas de Teniente General de los Ejércitos Españoles.
 
 Están locos. ¿Piensan que la guerra es un juego de niños? Aparece Rajoy. Otro más a favor de la guerra.
 
 -¿Salvaremos el petróleo? -pregunta el líder del PP.
 -A eso vamos -contesta Zapatero-. Obama tienen un plan para controlar los pozos de petróleo.
 
 Nadie habla de democracia. Quieren guerra y petróleo. Yo quiero paz y tranquilidad. No estoy para guerras. Ya tengo bastante con mi trabajo de Princesa de las Españas, mi matrimonio y mi papel de madre de Infantas. Mi trabajo me mata. ¿Sabes lo que es recibir al Príncipe de Gales y a su esposa Camila? Quedé molida. Encima tuve que aguantar en la cena de gala a la duquesa de Alba. La pobre lloraba porque sus hijos no la dejan casarse con su novio. Hasta Camila se enterneció. Le secó las lágrimas con la mano. Todo un detalle. Yo le tendí mi pañuelo perfumado, pero la doña Cayetana prefirió secarse las lágrimas con la mano de la inglesa.
 
---------------------
http://tiendacoruna.blogspot.com/

Thursday, March 10, 2011

¡Engordé 500 gramos con el Carnaval!


Estoy más desesperada que una mujer desesperada. Es tremendo. Estos días de carnaval he cogido medio kilo. La culpa la tuvo mi doncella Maripuri con sus filloas y sus orejas. Ella mucho animarme a que comiera y mira ahora, estoy que no puedo meterme en ningún Felipe Varela. Menos mal que me siguen sirviendo los vaqueros y las camisetas Moda Miss. Doña Sofía también engordó con los dulces carnavaleros y acabó enfundada en unos vestidos estampados del avance primavera-verano.

-Sube la calefacción, Letizia -me pide-. Hace frío en esta casa.

Yo no tengo frío. Cuando engordas, te sube la calor. Es como si tuvieras unas décimas de fiebre sin tener catarro. Le recuerdo a doña Sofía que el ministro de industria no quiere que gastemos petróleo.

-Tú sube la calefacción, nuera -insiste-. Mientras haya petróleo en la caldera, no debemos preocuparnos.

Mi Felipín le ofrece a doña Sofía una manta tapapiernas. Ella la rechaza. Don Juan Carlos enciende el brasero.

-Sale más barato quemar leña -explica.

Yo ardo de calor. Me derrito. Le quito a doña Sofía el abanico y me abanico a todo dar. Mi Felipín quiere llamar al médico.

-Tienes fiebre, Leta.
-Sólo tengo calor, amor.
-Debe ser porque estuvimos cinco horas dentro del coche para ir al Palacio Real. A 110 kilómetros por hora sube mucho la temperatura dentro del coche oficial. Voy a decirle a Zapatero que nosotros tenemos que circular a 150 kilómetros por hora mínimo.

Maripuri pone el grito en el cielo. Dice que ella va todavía a menos de esos 110.

-¿Sabe cuánto tiempo me llevó llegar a Madrid a 30 kilómetos por hora? ¡Una semana! Alquilé un coche que andaba menos que un peregrino. Un desastre, mi Princesa. Ustedes no deben quejarse. Tienen buenos coches oficiales. También tienen estas filloas que les he preparado yo misma. Las orejas no se las pude hacer porque mi madre bebió el anís del mono.
-¿Tu madre bebe, Maripuri?
-Sí, mi Princesa. Combate el frío con copas de anís y coñac.

Como las filloas. Engordaré algunos gramos más, pero no importa. Las fillosas están sabrosas. Maripuri cocina mejor que la cocinera Ángela. Le pago el regalo gastronómico con unos pantalones Moda Miss.

-No son de mi talla, mi Princesa.
-Es igual, Maripuri. Todo queda bien en Carnaval.
-Casi prefiero una careta, mi Princesa.

Busco en la tienda de la Miss caretas. Parece que no hay. Pero encuentro unos bingos on line que me vienen muy bien para ocupar mi tiempo mientras adelgazo. Yo con este medio kilo de más no salgo a la calle. Peñafiel diría que engordé y volverían a especular sobre un posible embarazo.

--------------------

BINGOS

Y MODA

Y MUCHAS COSAS

MÁS

¿PRUEBAS SUERTE?

-------------------

http://tarotgalicia.blogspot.com/

http://tiendacoruna.blogspot.com/

http://verbasceibes.blogspot.com/

Tarot gratis

AMAZON











My Blog List

  • Mi bikini lechugas - Verde como las lechugas es mi bikini más lindo. En la playa da la nota, en mi casa marca estilo. Hace perder la cabeza a mis vecinos los chinos y...
    2 days ago
  • La casa de papel - http://www.atresplayer.com/television/series/la-casa-de-papel/temporada-1/capitulo-6-captulo_2017060400225.html ATRESPLAYER - Volver a ver vídeos de La ...
    3 weeks ago