Moda Letizia

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...
Y NO NECESITARÁS UN PRÍNCIPE

ADPV

Amazon te vende....




Monday, April 23, 2018

Cansada de vestirme de Reina


Estoy cansada de vestirme de Reina. Una tiene ganas de ir con unas camisetas personalizadas por esta España nuestra sin tanto zapato de tacón, tanto vestido de encajes y tanto bolsito pequeño para ocupar las manos que se me mueven como palomas borrachas. Por eso compré en Tienda Encarna unas camisetas que personalicé a mi manera. Me encantan las camisetas de Tienda Encarna porque puedo customizarlas desde el ordenador de mi despacho de Reina de España. Pones Reina Lista en la delantera de la camiseta y nadie sabe que te has llamado Reina Lista. Yo no me atrevo a pedir estas personalizaciones en persona en una tienda física.


 -¿Dónde compraste esa camiseta, Leta? -me preguntó mi Rey de España.

 -La compré en Tienda Encarna.

 -¿No sigues comprando en Zara?

 -El viejo de Zara es muy rico. Prefiero ayudar con mi dinero a una mujer pobre.

 -No será muy pobre si tiene una tienda.

 -Tiene una tienda para ganarse la vida o a ti te parece que la gente vive del aire.

 -No, Leta. Nosotros vivimos de Hacienda.


 Vuelvo a entrar en la web de Tienda Encarna y compro más camisetas. Hay unas camisetas rojas que puedes pedir en color blanco y le vendrán muy bien a los chicos de la Guardia Real. En Madrid aún hace frío estos días. Seguro que con una camistetita de Tienda Encarna van más abrigaditos.


 Las camisetas de Tienda Encarna llegan prontísimo. En 24 horas te traen el pedido los de Correos. Eso sí, hay que pagar antes con tarjeta. El pago contra reembolso no lo contemplan. Primero pillan el dinero y después te mandan las camisetas. Pero son de fiar. No temas que no te llegue el pedido. Yo estoy encantada con esta tienda española de marca extranjera. Me dijo mi doncella Maripuri que las camisetas las fabrican en el comercio justo del mundo mundial.


 Os recomiendo las camisetas de Tienda Encarna. Ahí abajo dejo los links de las camisetas que yo compré. ¿No queréis llevar las camistetitas de la Reina de España? Estaréis haciendo un gesto solidario, mucho más solidario que la casilla de la declaración de la Renta para la Iglesia Católica. Tienda Encarna trata muy bien a sus clientes. A mí me manda siempre bombones con el pedido. Todo un detalle.


https://www.shirtcity.es/shop/encarna/camiseta-roja-camiseta-cuello-en-v-3

www.shirtcity.es
Las camisetas que te hacen soñar
https://www.shirtcity.es/shop/encarna/flower-power-bomber-camiseta-de-mujer-54

www.shirtcity.es
Las camisetas que te hacen soñar


Wednesday, April 11, 2018

Hice las paces con mi suegra



 España puede estar tranquila: hice las paces con mi suegra. Nos vino bien que don Juan Carlos estuviera en el hospital arreglando una rodilla para sacar las fotos de la paz. De lo contrario, tendría que haber enviado una foto dando un beso a mi suegra a la prensa española y extranjera para dar la noticia al mundo mundial.


 La idea de las fotos fue de mi doncella Maripuri. Yo no quería sacar una foto con la abuela dolida por no tener a sus nietas más tiempo con ella y en todas las fotografías con ella en plan caperucitas rojas. Tenía que pedirme perdón doña Sofía a mí y en privado; nada de fotos. Pero mi Felipe VI dijo que mi doncella Maripuri tenía razón y que había que hacerle caso.


 -Hay que ir al hospital rápido para que nos vean juntos y felices.

 -Cuando vivía en mi piso de soltera, salía por la ventana y ya me veía todo el barrio feliz y dichosa.

 -Eres la Reina de España, Leta.

 -No me lo recuerdes.

 -Doña Sofía también es Reina y es mi madre.

 -¡Menuda madre!

 -¡Leta!

 -Quería decir que tienes una madre ejemplar, amor.


 Doña Sofía que me perdonaba. Es una mujer que perdona antes de pedirle perdón. A mi suegro le dice todos los días que le perdona los cuernos. Mientras no le pida el divorcio, le perdona todo. Don Juan Carlos no le hace caso. Va a lo suyo: a sus amores, a sus comidas en restaurantes y a arreglar las rodillas y todos los huesos que tiene complicados.


 No creo que nos dure mucho la paz en casa. Doña Sofía y yo somos como los israelíes y los palestinos: siempre en guerra. Creo que voy a pedir el divorcio de mi suegra. Tendré que explicarle a los jueces del Supremo que quiero al Rey de España, pero odio a su madre.

Friday, April 06, 2018

Cosas de nuera y suegra


Mucho que hablar está dando el vídeo de la misa de Palma. Dicen que no permití que mi suegra sacara una foto con mis Herederas. No impedí nada. Yo estaba cuidando a mis hijas porque son muy importantes para mí, para su padre y para España. No estaba mirando si había un fotógrafo pagado por doña Sofía para hacer fotos exclusivas de la Princesa de Asturias y la Infanta Sofía. 


 Ahora me ha aparecido un club de cabreados. El otro día me llamaron floja. ¿Floja yo? De floja nada. Soy la mujer más trabajadora de las Españas. Estoy siempre presente en los actos oficiales importantes. Mi doncella Maripuri me dice que no le dé importancia a los cabreados.


 -Más cabreados estás con la Presidenta de la Comunidad de Madrid desde que saben que tiene un Master falso. 

 -No es falso, Maripuri. Es un título que compró con la corrupción del PP.

 -Está usted más informada que yo, mi Reina. 

 -¡Claro que lo estoy!


 Intento no encontrarme con doña Sofía. Desde lo del vídeo se siente más importante que nunca. Le pido a las niñas que no se acerquen a su abuela.


 -Recordad que sois mis hijas.

 -¿Hemos dejado de ser nietas de la Reina Sofía? -me pregunta Leonor.

 -No, hija. Seguirá siendo su abuela. No han inventado todavía el divorcio entre nietos y abuelos. Todo se andará.

 -¿No podemos ver a la abuela, mami? -me pregunta Leonor. 

 -Miradla todo lo que queráis en esas fotos que tiene vuestro padre de ella por toda la casa.


 Aparece mi Felipe VI protestando. No quiere discusiones.


 -A trabajar, Leta.

 -De acuerdo, amor. Hoy voy al Sálvame.

 -No bromees, Leta. Vas a trabajar en tus actos oficiales, en tus inauguraciones, no en la televisión rosa.


 Me visto de Zara y marcho a una inauguración que no sé ni de qué es. La culpa es de mi suegra. Doña Sofía me ha puesto nerviosa con sus tonterías. Razón tiene mi doncella Maripuri cuando dice que no se casa para no tener suegra. Las suegras son odiosas.


Monday, April 02, 2018

Se acabó la Semana Santa


Ayer nos fuimos a confesar a la catedral de Palma. Mi suegra habló mucho con el arzobispo. Yo sólo le dije hola y adiós porque mis confesiones son conmigo misma. Nunca le contaría mis pecados a un desconocido por mucho traje de cura que lleve encima. Ni siquiera hablo de mis intimidades mentales con los médicos. Una es una mujer discreta. Y tengo que seguir siéndolo para que mis Herederas sigan mi ejemplo. Sería horrible que les diera por hablar como cotorras.


 -Vosotras dos calladitas -les recordé a las niñas antes de salir de casa.

 -Si, mami. Sólo reímos y posamos para las fotos -prometió Leonor.

 

 Cumplieron la promesa. Ni una sola palabra escapó de sus boquitas. Aguantaron los flashes de los fotógrafos como dos actrices de Hollywood en la alfombra de los Oscar. No me extraña que digan que mis hijas son las niñas mejor educadas de España. Son perfectas. No las pude haber parido más princesitas.


 También se portaron bien mis suegros. Mi Felipe VI les dijo a sus padres antes de llegar a la Catedral que no discutieran en público.


 -Las discusiones son para casa.

 -Yo no beso a tu madre en la Iglesia -dijo don Juan Carlos.

 -Le darás la mano cuando toque dar la paz.

 -Tu madre tiene muchos anillos y me deja la mano dolorida cuando nos damos la mano. Le diré sólo la paz sea contigo.

 -Papá, pro favor.

 -¿Ya no me llamas Majestad?

 -Te recuerdo que soy el Rey Reinante.


 Doña Sofía escuchaba sin decir nada. Yo sabía que iba a aprovechar la paz de la misa para darle un beso a don Juan Carlos. Crucé los dedos. Al final mis deseos de que no hubiera malos rollos se cumplieron: se dieron un beso sin morderse. Toda una noticia.


 Lo bueno es que se acabó la Semana Santa. Estaba un poco cansada de ver tanta procesión en la tele. Prefiero que vuelva la programación de series. Estoy muy enganchada a Fariña, la serie que versa sobre los narcos gallegos. Está mucho mejor que Narcos. El tal Sito Miñanco es todo un personaje. Mi doncella Maripuri también ve Fariña. Maripuri, igual que esta Reina de España, no entiende porque hubo un juez que secuestró el libro en el que se basa la serie de Antena 3.


-----------------------

http://diariodeunamissculta.blogspot.com/




Sunday, March 18, 2018

Regalos para papás


  Estuve con las niñas en los chinos buscando regalos para su padre el Rey de España. Leonor quería hacerle un regalo reciclable con envases de yogures y esas porquerías que hay que tirar, pero que sus profesoras se empeñan en reciclar en cosas que no valen para nada. Le dije que nada de eso. En mi casa no quiero apaños, voy a un bazar chino y compro como una millonaria de Lavapiés.


 Los chinos quedaron encantados con las niñas. Me preguntaban si eran princesas.


 -La mayor es la Princesa de Asturias y la siguiente es Infanta de España. 

 -Es un honor concerlas en persona.

 -¿Nos van a regalar la compra?

 -Eso no. Aquí cobramos a todo el mundo. Es la democracia. Nosotros somos democráticos.


 ¡Y tanto! Dejé diez euros en una agenda que se salía de la agenda libreta que venden para los escolares. Los bazares chinos no son tan baratos como eran. Desde que los chinos que llegan a nuestra España se hicieron con el pequeño comercio de nuestras ciudades, subieron el precio de sus sencillos productos. Dentro de poco, te va a salir más barato y¡ir de compras al Corte Inglés que a los chinos.


 En todo caso, no creo que mi Felipe VI se dé cuenta que la agenda que le regalarán el lunes las niñas es una agenda comprada en un bazar chino. Mi Rey de España no se fija en la calidad de los productos sino en el gesto del regalo. Se emociona cuando sus hijas le hacen regalos.


 También se emociona mi doncella Maripuri cuando consigue regalos. Va siempre a comprar las empanadillas a un Horno Sambrandán porque le tocan desayunos gratis, barras de pan y empanadillas de atún en el bombo de la caja registradora de la panadería. No me dan comisión los del Sambrandán, pero os recomiendo sus panaderías con mesas y sillas para tomar un café o ese desayuno saludable tan sabroso que tanto gusta a mi doncella.


--------------

http://dinero-beruby.blogspot.com/ 


 

Monday, March 05, 2018

Soy una Reina en huelga


 Esta semana estoy en huelga por la igualdad entre hombres y mujeres. Que no cuenten conmigo para ningún acto oficial. Ya le dije a mi Felipe VI que esta Reina de España no iba a trabajar durante siete días. No pienso ni hacer mi cama. Dormiré en una cama revuelta, con las sábanas sucias, las mantas mal colocadas y la colcha tirada en el suelo. También pasaré de cocinar. Cuando quiera un café me pasaré por el despacho de mi Rey y le marcharé con el pocillo. Lo que hay en casa es de todos y lo que hay en el suelo es de la escoba. Como estaré en huelga, tampoco haré el amor con mi esposo el Rey ni daré besos a mis hijas. Que se jodan.


 Cuando vengan a besar mi mano los súbditos, apartaré mi extremidad superior con cara de asco. Estoy en huelga total desde hoy mismo, lunes  5 de marzo. Ponerse en huelga sólo un día es como no hacer huelga. Ayer tendí los mandiles en las ventanas para que sepan los escoltas y todos los trabajadores de esta casa que no pueden ni hablarme. Nada de decirme buenos días y esperar que la Reina de España conteste un buenos días pagado por el erario público. Eso sí, Hacienda tendrá que seguirme pagando el sueldo. Los bancos no están en huelgan: aceptan sueldos y salarios de mujeres en huelga.


 Mi doncella Maripuri, en cambio, no se pondrá en huelga. Es una chica muy limpia que duerme todas las noches en una cama bien hecha y en una habitación tan limpia como los chorros del oro. Seguirá trabajando para el inglés, como dice ella.


 -Yo trabajo por trabajar, mi Reina. Son los que no valen para nada los que llevan los premios, los méritos y el dinero. Una siempre fue una proletaria perdedora y seguirá siéndolo.

 -No seas pesimista, Maripuri.

 -Soy realista.


 Pongo otro mandil en la ventana: el mandil de las mujeres perdedoras. Maripuri protesta porque era el único mandil que le quedaba. Lo siento por ella: tendrá que manchar ese vestido que cose ella misma. Mi doncella Maripuri hace su ropa. Es muy mañosa.


 Cuando acabo de tender mandiles y poner pancartas por la igualdad entre hombres y mujeres, encuentro a mis hijas también en huelga. Esta semana, me dicen, no irán a la escuela y no seguirán aprendiendo la lista de los Reyes Godos.


 -Una buena noticia, niñas. Los Reyes Godos murieron hace muchos años. Ya nadie los recuerda.

 -Tampoco nos limpiaremos los dientes -me dice Leonor.

 -Otra buena noticia: Hacienda tendrá que pagaros el dentista para lo de los empastes.

 -Yo no me lavaré -dice Sofía.

 -Te lavas como Letizia me llamo. ¿O quieres oler como un cerdo?


 Empiezo a comprender que no se puede hacer una huelga tan radical. Mi doncella Maripuri tiene razón. Como siempre.


------------------

http://dinero-consupermiso.blogspot.com/


Monday, February 26, 2018

No quiero abucheos


No fui al congreso de móviles o de lo que fuera de Barcelona porque no quiero abucheos. A la Reina de España sólo se la puede aplaudir. Mi Felipe VI acepta todo tipo de gestos, yo no. Le pedí que no fuera a la Ciudad Condal por el futuro de la Monarquía y no me hizo caso.


 -Hay que estar a las duras y a las maduras, Leta. Somos los Reyes de todos los españoles, también de los independentistas.

 -El martirio no va conmigo.

 -Debemos sacrificarnos.

 -Bastante sacrificio hago llevando un batallón de escoltas a mis espaldas. ¿Cuántos llevas tú a Barcelona, amor? -le pregunté.

 -Iré sin escoltas.

 -¡Estás loco! Irás con toda la Guardia Civil del Reino a tus espaldas. No quiero que te pase nada. Ya sabes que no me gustaría ser viuda.


 Acabó aceptando a regañadientes un batallón discreto de soldados jóvenes a sus espaldas. Irían vestidos de civiles para no asustar a la alcaldesa de Barcelona. La pobre mujer nos había prometido aplaudir al Rey de España y no era cuestión dificultarle los aplausos. El otro, el hombre del Parlamento catalán que no sabe qué hacer con el señor Puigdemont, no aplaudiría, ni hablaría, ni haría reverencias.


 Yo me quedé en mi Palacio viendo todo por la televisión. Había otras noticias más interesantes. Por ejemplo, los problemas de salud de María Teresa Campos o ese divorcio de Arantxa Sánhez vicario que da tanto que hablar. Pobre mujer. La abandonó el marido que estaba manteniendo con lo que le quedaba de sus ahorros de tenista profesional. Mi doncella Maripuri me traía tilas.


 -Calme sus nervios, mi Reina -me decía.

 -Echale algo de azúcar a esta agua amarga, Maripuri.

 -Mejor sin azúcar, mi Reina.


 Bebía tila y esperaba. A las doce de la noche me llamó mi Rey de España. Quería que durmiera tranquila. Regresaba a Palacio entero. Respiré aliviada. Ya podía decirle a mis Herederas que a su padre no le habían pegado en Barcelona. Tanto la Princesa de Asturias como la Infanta Sofía estaban muy preocupadas por la cacerolada. Temían que su padre el Rey acabara herido por una sartén. No les faltaba razón en sus temores: te cruzas con una vieja independentista y te da un sartenazo y acaba con la monarquía de Felipe VI. Menos mal que hubo sentidiño.


--------------

http://tiendacoruna.blogspot.com/



Sunday, February 18, 2018

Intento ser feliz


 Intento ser feliz y mi felicidad pasa por tener siempre la cara bien estirada. Me horrorizan las arrugas. Por eso me paso por el hospital del cirujano estético de vez en cuando. Iría más si el Ministro de Economía y Hacienda no protestara por las facturas de los retoques. Por eso intento estirar la piel por mi cuenta con unas tiritas que me pongo tirando de la piel mientras duermo.


 -Cuidado con las marcas, mi Reina, y acuérdese de retirar las tiritas por la mañana. Las tiritas las fabrican para curar heridas, no para estirar la piel -me dice mi doncella Maripuri.

 -Olvídate de las tiritas. Este fin de semana me voy a la clínica y que el cirujano corte la piel sobrante. Avisa a mi Rey de España cuando esté en el quirófano.


 Mi doncella Maripuri hace lo que le mando. No quiero a mi Felipe temblando a la puerta del quirófano. Ya sufre bastante por España. No quiero que sufra también por esta Reina de España. No tuvo que sufrir: regresé antes de que supiera que me había ido a borrar arrugas.


 -Te veo más joven, Leta -me dijo.

 -No me des ni un beso. Estoy convaleciente.

 -¿Otra vez te fuiste a arreglar las pieles?

 -No me riñas. Fui cuando supe que el Gobierno le había subido las pensiones a los jubilados un euro por cabeza. Soy responsable.

 -No hables de política, Leta.

 -Estoy hablando de economía.

 -Pues no hables tampoco de economía.

 -¿Sabes que los viejecitos están regresando al trabajo. Hay muchos que trabajan en negro. Vi a una señora de noventa años que venía de limpiar suelos en el Corte Inglés.

 -¿Tan mal están las cosas en la calle?

 -Sí, amor. Y el otro día me contó Maripuri que vino un señor de 85 años con un currículum en la mano. Quería un trabajo de jardinero en nuestro palacio.


 Mi Felipe VI promete hablar con el Presidente del Gobierno. Quiere hacerme feliz con la felicidad de mis súbditos. Le recuerdo que le hablé de la pobreza energética.


 -Ayer andaba la gente por Madrid con velas y con mantas.

 -Era una manifestación, Leta.

 -No, Felipe, eran los madrileños que pasan frío porque las eléctricas les están cobrando mucho por la luz que consumen y por la luz que no consumen. Esos ladrones están cobrando la potencia eléctrica.


 El Rey de España llama a Mariano Rajoy. Hablan y no se entienden. Yo empiezo a comprender que no puedo ser feliz. Me resulta imposible ser feliz cuando vivo rodeada de pobres trabajadores y pobres jubilados. Voy a poner una pancarta en mi ventana: la Reina de España está hasta el culo de esta derecha. Pero no la pongo. Me limitó a llamar a Jaime Peñafiel para contarle que me he hecho otro arreglo en la cara. Peñafiel me cuelga. Debe pensar que no soy yo la que lo llama.


-------------------

http://diariodepilu.blogspot.com.es/2018/02/buscando-la-felicidad.html







Friday, February 09, 2018

Yo también quiero una casa en Waterloo




 Estoy pensando en comprar una casa en Waterloo porque me pareció muy bonita la que tiene el señor Puigdemont alquilada con el dinero de Hacienda, supongo, porque este hombre no trabaja en otra cosa que no sea la política. Mi Felipe VI dice que no le gusta nada Bruselas ni alrededores para unas vacaciones. Yo creo que para las vacaciones no, pero para el exilio es un lugar ideal porque los políticos flamencos te aseguran la impunidad.


 De momento, no compraremos casa en Waterloo. Hay que apañarse con lo que tenemos por Madrid tanto para vivir como para pasar las vacaciones de Carnaval. Yo quería ir a Cádiz o a Tenerife, donde los Carnavales son más divertidos. Las niñas no quieren. Desde que Leonor subió a su vestido el Toisón de Oro se me ha puesto seria.


 -Tengo que ser una Princesa de Asturias ejemplar, mami.

 -Ya lo eres, hija.

 -Lo seré más.


 Mi Leonor abre las enciclopedias de Historia de España y aprende de carrerilla la lista de los Reyes Godos. Me aburré. Su hermana también está haciendo méritos para que su padre le regale otro Toisón de Oro: sabe todos los ríos de España y los pueblos por donde pasan hasta desembocar en el mar. Estas niñas mías se preparan para representar la Patria como se preparan algunos para aprobar las oposiciones a maestros de los colegios públicos.


 Mi doncella Maripuri también está muy estudiosa estos días. Está aprendiendo por su cuenta todo lo que se necesita saber para sacar el carné de conducir. Dice que las clases de las autoescuelas son caras y hay que ahorrar.


 -Las clases las tomaré en el Youtube -decide.

 -Yo fui a una autoescuela de Oviedo.

 -Eran otros tiempos, mi Reina.

 

 La dejo por imposible. Maripuri sabe adaptarse muy bien a las necesidades económicas. Estos días está confeccionando en su casa unos vestidos de carnaval para venderlos online. Se los quitan de las manos porque son moda exclusiva, moda de barrio, como la llama mi doncella. Yo no tengo tantas ideas para salir de la pobreza. Si las tuviera, ya se las habría contado a los de África, para que no tuvieran que jugarse la vida en pateras.


 No sé qué me pasa con este Carnaval que me pone triste. Después de tanta fiesta con el Toisón de Oro una Reina de España no sabe qué hacer. ¿Habrá que ponerle un collar al gato? Gato no tenemos. Tampoco tenemos perros porque yo quiero mi Palacio muy limpio y los perros echan caquitas sin pedir permiso en los suelos alfombrados con alfombras del siglo XVII. Yo creo que acabaremos haciendo una fiesta de disfraces el martes de Carnaval aprovechando que es festivo en algunos sitios. Una fiesta siempre quita las penas.


---------------------

http://modadebarrio.blogspot.com.es/2018/02/letizia-vestida-de-senora-aburrida.html


Wednesday, January 31, 2018

Leonor se emociona con el Toisón de Oro



 Mi Princesa de Asturias ya tiene su Toisón de Oro y no para de llorar. Dice mi niña que se va a sacrificar por España como le pidió su padre y que hará todo lo posible para que los españoles se sientan orgullosos de su futura Reina. Me aterra ese sacrificio.  Mi hija Leonor debe pensar en divertirse, en disfrutar el dinero de Hacienda, en tener hijos con un buen chico cuando toque, en ser feliz.


 -Tú no te olvides de aprobar tus exámenes de que química, cariño mío. La profesora no te va a aprobar por llevar un Toisón de Oro prendido en tu vestido azul.

 -Llevaré mi Toisón todos los días. También en el examen de química.

 -No, cariño. Lo llevarás cuando diga tu padre que hay que poner todos los adornos de la Corona de España, y eso no es todos los días. Somos una Monarquía moderna.

 -Lo llevaré por debajo del vestido -insiste mi Leonor.


 Mi doncella Maripuri se ofrece a ir a los chinos a comprar un Toisón de mentira.  La Princesa de Asturias, dice, puede llevar el toisón de chatarra en el día a día.


 -Yo al colegio nunca llevaba las joyas buenas, mi Reina. Los niños te las quitan y cuestan dinero. En cambio, si llevas pendientes de oro del moro nadie te los lleva.

 -No le des a la heredera de España malas ideas, Maripuri -le pido-. Leonor sólo puede llevar joyas de oro.


 Estoy emocionada. Tanto como mi Leonor. También estoy contenta porque mi Sofía no tiene celos de su hermana mayor. No le envidia el Toisón de Oro ni su futuro de Reina de España.


 -Mi hermana trabajará y yo la aplaudiré. Me gusta aplaudir, mami -me confiesa-. Soy una española muy andaluza.

 -Pues tendrás que aplaudir mucho. 


 En la fiesta del Toisón del Oro de Leonor estuvieron mis suegros. Temía que discutieran, pero no dijeron nada. Son dos abuelos felices que se han olvidado de ser esposos. Por eso salen tan bien en las fotos juntos.  También vinieron unos niños que elegimos al azar. Leonor no puede pensar que le va a tocar en herencia un país de viejos. Tenía que ver las caritas de sus futuros súbditos-ciudadanos.


 Todo estuvo perfecto. Yo no paro de llorar. Tengo unas hijas que no me merezco. Mi vida es perfecta. Pero voy a ponerme a trabajar ahora mismo por España y por todos los Españoles. También por ese Puigdemont, la oveja descarriada que tenemos viviendo en un hotel de Bruselas. Tendré que llamar a ver si come bien. No quisiera que Puigdemont pasara penalidades en su exilio voluntario. 


-----------------

http://dinero-beruby.blogspot.com/ 




Saturday, January 27, 2018

Mi Felipe cumple 50 años



 Con motivo del 50 cumpleaños de mi Felipe hicimos un reality para el mundo mundial. No íbamos a ser menos que Las Campos. Nuestra vida familiar también es muy interesante: comemos sopa, llevamos a las niñas a la escuela, las niñas estudian un montón y mi Rey y yo trabajamos como esclavos. Los españoles pueden estar orgullosos de sus Reyes de España. No hubo en la Historia dos monarcas más trabajadores.


 La fiesta de cumpleaños de mi Felipe también va a tener sopa como plato principal. Es una sopa con verduras de la huerta que prepara mi doncella Maripuri. Mi Leonor se queja porque la hay que comer caliente. Si por ella fuera, comeríamos todo frío. Es una niña muy solidaria con los pobres energéticos. Pero ni los pobres comen la sopa fría. Yo conocí a un pobre que calentaba la sopa de brick al sol de Madrid.


 Será también mi doncella Maripuri la encargada de preparar la tarta del cumpleaños de mi Felipe. Quiero que sea una tarta casera. Nada de tartas de supermercado. Esas tartas congeladas están prohibidas en mi Palacio. Fue una pena que no saliera la cocina en el reality. Yo quería enseñarla, pero mi Felipe VI dijo que no se podía enseñar tanto. Ni la cocina ni el cuarto de baño podían salir en el vídeo. Somos los Reyes, no los vecinos del quinto derecha de un edificio de barrio.


 -Que esté todo bien limpio, Leta.

 -Ya miró Maripuri y no se ven arañas.

 -Quiero todo bien ordenado.

 -Está impoluto y ordenado. Las sillas las colocamos midiendo la distancia entre sillas, la mesa está paralela al cuadro de Picasso, la puerta está abierta en un ángulo de noventa grados, la alfombra está en dirección sur, las cortinas dejan pasar la luminosidad justa...

 -De acuerdo.


 Estoy feliz con el resultado. Estuve mirando las estadísticas y he visto que la Monarquía ha subido en aceptación. No hay nada como un reality para conseguir adeptos a la causa. Creo que los catalanes estarán orgullosos de formar parte del Reino de España. Puigdemont no está a nuestra altura. ¿Cómo van a querer un ex Presidente fugado en Bruselas si pueden tener a esta Familia Real perfecta para representarlos y quererlos?


------------------------

https://www.elespanol.com/reportajes/20180127/familia-borbon-ortiz-comedor-sopita-contesta-letizia/280223013_0_280251979_1.html




Thursday, January 18, 2018

Mi cuesta de enero



 Fui a Fitur con mi Rey de España a ver si sacaba alguna idea emprendedora para llegar a fin de mes. La cuesta de este enero se me está haciendo mucha cuesta. El dinero se me va de las manos entre las rebajas y la lista de la compra del supermercado. En Fitur pocas ideas me dieron. Los empresarios estaban rezando para que los antituristas no les fastidien el negocio.


 -¿Quieren que enviemos policías a los hoteles? -les preguntaba mi Felipe VI a los empresarios.

 -Que no vengan con uniformes, Señor -le pidió un empresario catalán. 

 -¿Cuántos policías necesitan para defender a los turistas extranjeros? -insistía mi marido.

 -De momento ninguno. Mejor hagan algo para que los propietarios de pisos no les alquilen sus viviendas a los turistas. Nos están haciendo mucha competencia.


 Esto me dio una gran idea: podía alquilar algún palacio a los turistas. Se lo dije a mi Felipe VI y mi santo se negó. No quería que los turistas durmieran en las camas que usamos nosotros.


 -Mi cama no la alquilo.

 -Podríamos ponerles camas de Ikea. Estarían más cómodos y nosotros tendríamos nuestras camas bien guardadas en el trastero.


 No lo convencía la idea. Entonces me olvidé de los empresarios de los hoteles y de Fitur y me acordé de Las Campos. ¿Y si hacíamos un reality? Seguro que Telecinco está interesada en llevar nuestra realidad a su pequeña pantalla. Podríamos ganar mucho dinero. Las Campos fueron a Nueva York de compras, a Miami a comprar más zapatos e irán a Japón a seguir disfrutando de la vida. Se lo dije a mi Rey de España cuando llegamos a nuestro palacio.


 -Haremos un reality, Felipe. Díselo a nuestras Herederas.

 -Ni hablar, Leta. Nosotros somos los Reyes de España. Los españoles tienen que pagarnos un sueldo suficiente para vivir sin estrecheces. Y nos lo pagan.


 Me di por vencida. Tengo que seguir ahorrando y estirando el dinero de Hacienda siguiendo los conejos de mi doncella Maripuri. Habrá que apagar la calefacción más horas. Soy una pobre energética más. Nunca hubo una Reina de España que pasara más penalidades en este país. Mucho frío, mucho pollo, mucho fiambre de oferta, mucho arroz, muchos macarrones..., y nada de marisco. 


--------------------

http://dinero-beruby.blogspot.com/ 



Saturday, January 06, 2018

Mi suegro cumplió 80 años



Tuvimos que vestirnos de familia para celebrar los ochenta añazos de mi suegro. Yo hubiera preferido no celebrar nada porque esas comidas en las que me siento con cuñadas, primas que no son primas, sobrinos que me ponen de los nervios y un matrimonio, el de mis suegros, que echa chispas con sólo mirarse, me ponen de los nervios. Temí que discutieran de verdad ante los setenta invitados. 


 -Discutirán en inglés, mi Reina -me animaba mi doncella Maripuri cuando estábamos poniendo los manteles. -. Usted no traduce y no se entera.

 -No quiero que discutan ni haciéndose señas. Yo soy una Reina pacífica y pacifista.

 -Pues entonces los vamos a sentar muy lejos el uno del otro para que no se den patadas y no se oigan.


 Le hice caso a mi doncella Maripuri y coloqué a mis suegros bien lejos el uno del otro.  Mi suegro tenía a su derecha a su hija Elena, la que más se le parece. A su izquierda estaba su nieto Froilán, su sucesor en correrías con las mujeres enamoradizas. Mi suegra tenía a su derecha a mi persona. A la izquierda de doña Sofía se sentaba mi Felipe VI. Fue una buena colocación que nos garantizó la armonía familiar.


 Poco hablamos. Se trataba de reírse, poner buena cara en la foto familiar y desearnos un feliz año. Mi cuñada Elena miró mucho mi vestido pasado de moda.


 -¿Es fondo de armario? -me preguntó.

 -No, es moda de segunda mano.

 -¿Compraste ese vestido en el ropero de Cáritas? -se escandalizó.

 -Lo compré en una tienda de segunda mano.

 -¿Y si es de una difunta?

 -Ahora es mío.


 Mi sobrina Victoria Federica me pidió la dirección de la tienda. Me confesó que ella también compra ropa de segunda mano.


 -Esta túnica que llevo se la compré a una inmigrante rusa que vendía ropa en un puesto del Rastro.

 -Pensé que se la habías pillado a un Rey Mago.

 -No fui a la cabalgata, tía Majestad.

 -Pues deberías ir. Todavía tienes edad para que te tiren caramelos los Reyes Magos.

 -¿Tú ibas a mi edad a las Cabalgatas de Reyes?

 -No, cariño. A tu edad estaba a punto de casarme con mi profesor de literatura española. 


 Mi Felipe VI me pidió discreción con el dedo que indica silencio en sus labios. Callé. Había que hablar del tiempo. 


 -¿Tiene frío, suegra? -le pregunté a doña Sofía.

 -Hoy soy feliz. Mira a quien tengo enfrente: ¡a mi marido!


 Me emocioné.  Mis Herederas corrieron a traerme pañuelos de papel porque mi llanto ya había mojado el pañuelo de seda bordado con mis iniciales que saqué del bolsillo de mi vestido de segunda mano. Nunca una nuera había llorado tanto al ver a su suegra enamorada del padre de sus hijos. Una mujer cornuda lo perdona todo.


-----------------

http://dinero-beruby.blogspot.com/ 



Tarot gratis

AMAZON











My Blog List