Moda Letizia

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...

EL DINERO TE HARÁ FELIZ...
Y NO NECESITARÁS UN PRÍNCIPE

ADPV

Amazon te vende....




Friday, October 13, 2017

Una Fiesta Nacional triste


Como decía la madre de mi doncella Maripuri, después de las risas vienen los lloros. Lo que iba a ser una Fiesta nacional feliz acabó siendo una Fiesta nacional triste con el trágico fallecimiento de uno de nuestros soldados del ejército del aire en su avión de guerra. La vida es así de dura. Por eso elegí un traje gris topo. Una Reina de España como yo lo sabe todo. Sabía que algo iba a pasar. No me temía lo del avión que se accidentó. Yo pensaba en unos cazas rusos pagados por Pugdemont y sus independentistas bombardeando el Paseo de la Castellana. Mi Felipe VI me pide todos los días que cambie mis pensamientos pesimistas, pero no puedo. Estoy triste y hasta triste me visto.


 Mis Herederas tampoco andan muy contentas. Mi Leonor piensa tanto en Cataluña que pierde el apetito. Yo le ordeno comer, pero no hay manera.


 -Tú tampoco comes mucho, mami -me dice.

 -No mires lo que hace tu madre, hija, tú mira lo que te dice tu madre.

 -No tengo ganas de nada. Ese señor Puigdemont no es un buen vasallo.

 -¿Vasallo?

 -Dice mi profesora de Historia que los Presidentes de las Comunidades Autónomas son vasallos de los Reyes de España.

 -A ti te están enseñando la Historia mal.

 -Centrémonos en el desfile, mamá.


 Le hice caso. Al lado de Leonor, mi niña Sofía estaba que no podía con sus dolores. Hace unos días se cayó del caballo en el monte de La Zarzuela y anda dolorida la pobrecita. Le dije que podía enseñar la venda de su mano derecha, pero no quiso.


 -Una Infanta de España no enseña sus heridas.

 -Hablas como tu padre, cariño.

 -Soy una Borbona.

 -¡Y qué lo digas!


 Sofía saludaba con la mano izquierda a políticos, a los conocidos, a periodistas, a los soldados, a los que nos traían botellas de agua al palco y también quiso saludar con su mano izquierda a la cabra de la Legión.


 -¿Qué haces, hija? -la reprendió mi Felipe VI-. La cabra no se saluda con la mano. Hay que ponerse firmes delante de la cabra de la Legión y de la bandera de España.


 Entonces mi Sofía hizo un saludo militar con su mano izquierda y la cabra de la Legión siguió su camino. Me vinieron ganas de comprarla. No sería mala idea tener en casa como mascota una cabra que da leche y trae cabritillos cuando toca. Lo pensé todo el día.


 Ahora estoy en mi Palacio con la mano derecha vendada igual que mi niña Sofía. Yo no me caí del caballo. La mano derecha me la jodieron los dos mil apretones de manos que me dieron mis fans. Esto de ser una Reina de España amada y admirada es un trabajo de alto riesgo. 


---------------------

http://diariodeunamissculta.blogspot.com/ 




Monday, October 09, 2017

Soy una Reina democrática


 Estamos esperando la declaración de guerra por parte de ese Puigdemont que nadie entiende. Mi Felipe VI le riñó el otro día a través de la televisión de todos los españoles, pero él ni caso. Yo creo que no sabe lo que es la democracia. Le dije a mi Felipe VI que podría ir a darle unas clases de Constitución española del 78 con mi doncella Maripuri, pero mi Rey de España me dijo que ni hablar.


 -Podría matarte, Leta.

 -Tengo seguro de vida, amor -le recordé-. Nuestras hijas cobrarían una elevada indemnización.

 -No bromees con esas cosas, Leta. Ese hombre va en serio. Quiere la guerra entre España y Cataluña.

 -¿Y por qué no hablamos?

 -Porque no nos entendemos.

 -Mi doncella Maripuri podría haceros de traductora. Traduce muy bien el castellano al gallego y seguro que Puigdemont entiende mejor el gallego que el idioma de Cervantes que hablas tú.


 Mi Felipe VI se encierra en su despacho. No quiere escucharme. Tampoco escucha a su padre, el Rey emérito. El pobre don Juan Carlos llegó ayer con una novia que le es fiel desde hace muchos años y lo echó. Doña Sofía tampoco lo quiere en su chalé. No le abrió la puerta, y eso que al chalé de doña Sofía llegó sin novia.


 -No tenemos ningún acto oficial de aparecer juntos -se justificó mi suegra cuando le pregunté por su actitud.

 -Deberían hablar.

 -Yo no hablo con don Juan Carlos. Cuando quiero decirle algo le envío una patrulla de la Policía Nacional.

 

 Empieza a pensar que soy la única democrática, la única que habla, la única que riñe a la cara, sin televisiones, sin radios, sin comunicados de prensa y sin entrevistas en la lejana Inglaterra. Mi doncella Maripuri también es muy democrática, pero dice que no quiere guerra. Su guerra es estirar el dinero para poder hacer la compra del supermercado. 


 -¿Sabe lo caro que es todo, mi Reina? El dinero no llega a nada. ¿Usted cree que a los catalanes independientes les llegarán más los euros que a mí?

 -Pues no sé, Maripuri. Los bancos se les van, las empresas se les van y los ricos catalanes también se fugan de Cataluña. 

 -Eso es por el comunismo de Puigdemont, mi Reina. Los ricos siempre fueron muy de derechas. Marchan antes de que Puigdemont les embargue las cuentas bancarias y sus mansiones.


 Empiezo a pensar que no soy sólo una Reina democrática sino que soy una Reina pobre. Yo todavía no me fugo. Me parece que, si viene la guerra, me quedaré aquí trabajando igual que Maripuri. Los pobres somos los que quedamos sufriendo y muriendo en las guerras que salen de los sueños de los que no pagan sus sueños, sino que nos hacen pagar a los demás lo que sueñan en las noches de verano.


----------------

http://newyorkchic1.blogspot.com/ 



 


Tuesday, October 03, 2017

¿Llega la República a Cataluña?




 Estos días estoy rezando por España ante su bandera constitucional porque no nos queda sino rezar. Viene la República por Cataluña, es decir, que nos vamos. No sé a dónde, pero nos vamos. Esta España se acaba y no sé si viene la República sin guerra o con guerra, pero la República viene a quitarme este trabajo que conseguí gracias a una boda de novia mojada en la Almudena.


 Yo estoy triste. Intento llorar y no puedo, y eso es muy malo porque un llanto que te queda dentro acaba haciendo daño. Tengo aquí un montón de pañuelos, pero no hay manera de sacar las lágrimas fuera. Mi doncella Maripuri intenta sacarme el llanto con esas imágenes en las que se ven a los policías de mi Reino pegando a los catalanes que se me quieren ir de España.


 -No hacen nada malo, mi Reina. En la Galicia rural, hace años, la gente le pegaba a las vacas con palos. Mis abuelos lo hacían y nunca salieron en la televisión ni les sacaron fotos pinchando las vacas y los bueyes con aquellos pinchos que llevaban los palos en las puntas.

 -No me hables del maltrato animal,Maripuri, por favor.

 -Era una manera de trabajar con animales el duro campo gallego. Ponías los bueyes tirando de un arado e ibas plantando patatas. Había que pegarles de vez en cuando para que fueran rectos por las leiras. Ya sabe usted, mi Reina, que las leiras gallegas son pequeñas. Los bueyes no podían ir a arar la leira del vecino.


 Mi cabeza da vueltas. Intento entrar en el despacho de mi Felipe VI, pero no hay manera. Sigue ahí dentro encerrado con el Presidente Rajoy. Creo que rezan porque oigo mucho Dios mío. Los dejo con sus rezos y me acerco a la habitación de mis Herederas.


 -¿Qué hacéis, niñas?

 -Las maletas, mami -me dice mi Leonor-. Marchamos para el exilio igual que nuestra antepasada Isabel II.

 -Marcháis para la escuela, que es donde tenéis que estar.

 -Yo no pienso ir a que me corten el cuello igual que a María Antonieta -protesta mi Sofía.

 -Cogiendo las mochilas las dos y largando como dos valientes.

 -No vamos. Además, hay huelga. Sofía y yo apoyamos a los trabajadores en su derecho a la huelga con una no asistencia a las clases.

 -La huelga es en Cataluña, no en Madrid.

 -Cuando vengan los catalanes a bombardearnos el colegio no estaremos allí, mami. Prefiero morirme de miedo ahora mismo.


 Las dejo con sus miedos. Yo me voy con los míos a arrodillarme delante de la bandera de España que tengo en mi despacho. Rezo por no llorar. Mi España se acaba. Empiezo a pensar en el exilio. Yo tampoco soy valiente. ¿Y si me cortan el cuello? Sería horrible. Vuelvo a rezar otro Dios mío mezclado con un padrenuestro. Si me cortan el cuello, pienso, que sea con anestesia. No quiero sufrir.


--------------------

http://modadebarrio.blogspot.com/ 



 

 las dejo con sus miedos

Thursday, September 28, 2017

Estoy agotando los vestidos de flores de Tienda Coruña


Este otoño me siento tan feliz que no hago más que comprar vestidos de flores en Tienda Coruña, la tienda que nos hace soñar a las mujeres españolas. Yo sueño con ir de compras día y noche. Paga hacienda. En Tienda Coruña me aceptan todos los cheques que les llevo firmados por el Ministro de Economía y Hacienda. El dinero hace milagros,  me dicen. Y es cierto. 


 El siguiente milagro que va a hacer mi dinero es dejar el trozo de Cataluña ahí donde está, en el este de España. No se me irán los súbditos catalanes. Mi cuñada Cristina me llama todos los días protestando. Dice que cuando estaban allí los Urdangarines Cataluña no quería ser independiente.


 -Nosotros éramos como los Pujol.

 -Eso es cierto, cuñada. Los bolsillos se os llenaban de la misma forma.

 -Te recuerdo que somos inocentes, cuñada.

 -Claro, cuñada. Como los Pujol.

 -Exactamente igual.


 Afortunadamente, no necesito a los Urdangarines para convencer a los catalanes de que España es su patria grande. Me ven y quedan enamorados. Es lo que me dice mi doncella Maripuri:


 -Apueste por la moda española, por los cavas catalanes, por la sidra, por el pescaíto frito, por el aceite de oliva, por...

 -Que me lo traigan todo gratis. Soy la Reina de España.

 -¿No  paga Hacienda, mi Reina?

 -Eso, eso. Dile al Ministro que vaya haciendo unos cuantos cheques más con muchos cuños.


 Mi Felipe VI está menos feliz. Sufre por Cataluña, sufre por España y sufre por la infelicidad del mundo. Le llevo unos chocolates que no quisieron las niñas.

 

 -Come, amor, es chocolatito español.

 -Por favor, Leta. 

 -¿Un besito?

 -Sólo uno, Leta. Tengo al Presidente Rajoy al teléfono.


 Lo dejo con nuestro Presidente de las Españas. Yo a Rajoy le tengo mucho respeto. Debe ser por la barba que tiene. Mi Felipe VI también deja barba, pero la barba de Rajoy parece barba de Papá Noel. Yo creo que es barba postiza.


 -¿Qué estás haciendo, Maripuri? -le pregunto a mi doncella.

 -Estoy sacando de las cajas los nuevos vestidos de flores que le envían de Tienda Coruña.


 ¡Más vestidos! Hacienda es muy generosa conmigo. Me está pagando todos los vestidos de flores y sin flores que venden en Tienda Coruña. No sé cuándo voy a acabar de estrenarlos. son cientos de vestidos. Creo que algún vestido lo tendré que estrenar de noche. Me lo pondré para acercarme al lecho matrimonial vestida de Reina de las flores. Quiero que mi Felipe VI se enamoré todavía más de mí. Le encanto vestida con floreados vestidos.


Ahí abajo os dejo el link para comprar esos vestiditos chulos que  me traen loca.


http://tiendacoruna.blogspot.com/ 




Saturday, September 23, 2017

Estoy muy feliz



 Estoy muy feliz y no sé por qué. Mi Felipe VI está que no vive con el lío de Cataluña, pero yo estoy feliz. Soy la Reina de España, voy al teatro, hago inauguraciones, tengo dos hijas preciosas, mi marido está enamorado de mi talla 36 y los mejores diseñadores del mundo mundial están a mis pies. ¿Qué más puede desear una mujer?...


 Mi doncella Maripuri dice que me debería preocupar por los desastres mundiales. No estoy para penas. Estos días soy tan feliz que sólo tengo ganas de cantar. ¿Te puedes creer que estoy cantando todas las mañanas del Despacito mientras me ducho? Doña Sofía sube la música clásica para no escuchar la canción del verano cantada por la Reina de España. Es como todas las suegras: está muy de parte de sus hijas y muy en contra de la nuera estupenda que tiene.


 -No cante más, mi Reina -me pide mi doncella Maripuri-. Creo que va a llover.

 -Pues cantaré bajo la lluvia.

 -Puede granizar.

 -Cantaré bajo una granizada.

 -No se puede ser tan feliz, mi Reina. Después de una alegría viene una pena. ¿No sabe que Cataluña se está independizando? ¡Puede haber una guerra!

 -Maripuri, por favor. En este país somos civilizados. Tenemos unos jueces que hacen cumplir la legalidad a esos separatistas catalanes.

 -Habrá una guerra, mi Reina. Yo ya la veo con mi tarot. Se está enfrentando el arcano mayor con la torre y aquí me sale el ermitaño al lado de...

 -¡Calla, por favor!


 Marcho. Tengo que ir de compras a Tienda Coruña para sacarme las penas. Allí compro y me dicen gracias. Nadie me habla de Cataluña. Sólo me ponen trapitos delante y voy diciendo este y este también y el otro que está a buen precio y esas joyas de Tous que me hacen perder la cabeza. Todo es maravilloso en Tienda Coruña, la tienda que me hace soñar.


 Regreso con unos vestidos estampados que me hacen sentir la reina de la pasarela. Mi Felipe VI se olvida de los problemas de Cataluña mirándome. Está enamorado y se enamora más. Eres la Reina de las flores, me susurra al oído, y corre a nuestro jardín a cogerme unas rosas rojas. Mi marido es muy romántico. Por eso me he enamorado del Rey de España.


------------------

http://tiendacoruna.blogspot.com.es/






Saturday, September 16, 2017

Cumplí 45 años


He cumplido 45 años sin mucha celebración porque no me gustan las fiestas de cumpleaños. A la gente le gusta celebrar que es un año más vieja, pero a mí no. Celebré un retoque de botox más que me quedó estupendo. No se nota que ese recauchatado que llevo es comprado. Parece que estos mofletitos son míos de verdad. Estoy preciosa. También lo dice mi Felipe VI.


 -Te quiero cada día más, Leta.

 -Más te vale.

 -Te entrego otra joya en prueba de mi amor incondicional de marido enamorado de su Reina de España.

 -Este anillo parece de los chinos, Felipe.

 -Lo compré en Cataluña.

 -Ya me parecía a mí.

 -Pero es de oro de ley.


 Me dejo de anillos y de años y me voy a mirar cómo llevan mis Herederas su vuelta al cole. Mi Leonor tenía estos días problemas con las matemáticas. La encuentro haciendo raíces cuadradas con la calculadora.


 -Hay que hacer las raíces cuadradas a mano, cariño. Con la calculadora no aprendes.

 -¿Tú haces las cuentas a mano?

 -Yo cuento con los dedos. 

 -¡Mamá!

 -La primera calculadora que tenemos los seres humanos son nuestros dedos. Debemos usarla. 

 -En el colegio no nos dejan contar con los dedos.

 -Pues yo te dejo, cariño. Tú y tu hermana Sofía podéis contar con los dedos hasta los años que tiene vuestra madre, es decir, esta Reina de España a la que le tenéis que hacer una reverencia cada vez que la tenéis delante.


 Reconozco que estaba algo deprimida. Siempre lo estoy cuando toca cumplir años. Prefiero celebrar mi onomástica porque cómo no tengo una santa definida, la celebro el día que me parece. Este año celebré mi onomástica el 15 de agosto.


 Más me deprimí cuando me llamó mi cuñada Cristina. Quería una ayuda para la vuelta al cole de sus hijos. Le dije que no me quedaba cash.


 -Los libros de mis hijas son muy caros, cuñada.

 -En Suiza los libros de texto son más caros que en España. ¿Te gustó la manualidad que te mandaron los niños para tu cumpleaños? Son unas flores que hicieron con bolsas de plástico.

 -No acepto regalos.

 -Mis hijos son inocentes.

 -No acepto esas flores de bolsas de plástico recicladas.


 Cristina es muy pesada. No hay cumpleaños que no la tenga al teléfono. Aprovecha para pedirme ayudas económicas. Le debe parecer que yo soy una ONG. Su hermana Elena, en cambio, pasa de mí igual que yo paso de ella. La última vez que la vi fue hace tres meses montando a caballo por los alrededores de mi Palacio. Ni me saludó. Es la cuñada casi perfecta cuando no habla.


 Estoy deprimida. Estos 45 años están acabando conmigo. Voy a tomarme una sidrina a ver si me animo. Mi Felipe VI también está deprimido. Piensa mucho en Cataluña. Piensa en Cataluña más que en mí, en su Reina de España. Los maridos siempre te salen infieles: o se van con otra o se van con su trabajo. Tengo que tomar otro vaso de sidra. Los 45 años me están sentando fatal. 


----------------

http://newyorkchic1.blogspot.com/ 




Saturday, September 09, 2017

Vuelta al cole


He regresado al trabajo y voy preparando la vuelta al cole de las niñas que ya está ahí. El lunes empiezan, creo, o eso me dijo mi doncella Maripuri, pero no le hago mucho caso porque Maripuri está más enterada de todo lo concerniente a los colegios públicos. Los colegios privados, como el de mi Leonor y Sofía, son colegios para ricos y mi doncella no es millonaria. En fin... que mis nenas vuelven el colegio y yo estoy comprando libros, tablets, libretas, portátiles, mochilas, uniformes... ¡Lo que cuesta una Princesa de Asturias y una Infanta de España! Si no fuera por Hacienda, yo no llegaba a 30 de septiembre. 


 Tal era mi desesperación estos días que me fui hasta la Móncola a pedir dinero.


 -¿Está el Ministros de Economía, por favor? -le pregunté a un empleado del Presidente Rajoy.

 -No, Señora. El Ministro de Economía y Hacienda está mirando si los catalanes gastan su dinero en urnas para la Independencia.

 -Yo quiero gastar el dinero del Ministro en estuches, mochilas y libros para las Herederas del Reino de España.

 -Tendrá que pedir una beca. 

 -¿Y cuándo me llega el dinero?

 -Dentro de seis meses.

 -¿Y con qué dinero le compro a las niñas los libros y el material escolar?

 -Por favor, Señora.


 Me marché sin favor y sin darle las gracias por la información de unas becas que no me resuelven el problema. Mi doncella Maripuri fue mi solución. No me dio dinero, pero me rehízo toda la contabilidad de mi Palacio y quitando dinero de yogures, cines, y meriendas en el McDonald´s mis Herederas tendrán sus libros de texto. Estoy aliviada.


 Eso fue el viernes. El sábado vino doña Sofía con un cheque de cien mil euros. Me daba el dinero si le dejaba pasar una tarde con sus nietas.


 -Mis hijas no se venden.

 -Necesitan el dinero para los libros, nuera.

  -De los libros se encargó mi doncella Maripuri. Me consiguió dinero dejándonos sin yogures, cines y meriendas.


 Doña sofía marchó con sus cien mil euros. Creo que se los llevó a los Urdangarines. Su hija Cristina no tiene una doncella tan apañada como mi Maripuri. Yo adoro a mi doncella. Es una mujer que multiplica el dinero. Quita de un lado para poner en otro y así se llega a fin de mes sin dar vergüenza.


 ---------------

 http://tiendacoruna.blogspot.com/ 




Monday, August 28, 2017

Disfrutando mis vacaciones secretas



 Después de tanta desgracia pude, por fin, iniciar mis vacaciones secretas. No sé ni dónde estoy porque en eso consisten las vacaciones secretas: en meterte en un complejo hotelero, ser atendida sólo por mi doncella Maripuri y ver como mis Herederas nadan en una piscina sin riesgos, gracias a los salvavidas y a los socorristas, todos ellos disfrazados de vigilantes de la playa.

 Mi doncella Mariuri me informa de las noticias de la familia Borbón anexa. Me refiero a los Marichalares y Urdangarines. Por ella me he enterado de que mi sobrino Froilán tiene una novia rica.

 -Es la nieta del dueño de los fiambres El Pozo.
 -¿El que nos regala la moratadela?
 -Del mismo.
 -Envíale una nota de pésame, por favor. Dile al millonario del jamón york envasado al vacío que lo acompaño en el sentimiento. Lleva un nieto que no merece.
 -No le puedo decir eso a uno de los hombres más ricos de España.
 -Te lo ordeno.

 A mi doncella Maripuri le cuesta obedecer. Tampoco quería enviarle una nota a la novia recuperada de mi suegro emérito diciéndole que no es bienvenida en mi casa.

 -Sólo recibo a una suegra: doña Sofía -le redacté a mi doncella.
 -Debe ser más moderna -protestaba Maripuri.
 -Con la competidora de doña Sofía no lo soy. Defiendo a la madre de mi marido.

 Las niñas no salen de la piscina. Deben pensar que son patos. Les grito desde la terraza de nuestra suite que salgan antes de que se les arruguen las pieles. Ni caso. Tengo que enviarles a su padre el Rey Felipe VI con todos sus escoltas para que obedezcan.

 Las vacaciones secretas se me hacen cortas. Encima he tenido que traer las listas de compras para la vuelta al cole de mis Herederas. Es horrible ser una Reina ama de casa. Me consuelo pensando que estos libros y libretas de las niñas los paga Hacienda. Yo no podría pagar tanto gasto escolar con mi humilde sueldo de Reina de España.

--------------------------------
http://artigoo.com/ganar-dinero-correo-electronico


Sunday, August 20, 2017

Soy una Reina triste


Triste y más triste está esta Reina de España dando abrazos y consolando a las víctimas del terrorismo siempre cruel. Yo no sé qué decir porque a una se le acaban las palabras. Mi doncella Maripuri limpia y resiste. Mi Felipe VI habla con sus políticos. Mis hijas Herederas no hacen preguntas porque saben que es mejor no preguntar cuando mamá está triste.


 Yo quisiera hablar de mis vacaciones secretas, de la vuelta al cole, de lo lista que es mi Leonor, de lo bromista que es mi Sofía, de mis suegros eméritos, de mis cuñadas, de mis sobrinos, ¡de la vida! Hasta quisiera decir que hay que intentar ser felices y lo voy a decir, sí. ¡Hay que ser felices! Esos innombrables no pueden rompernos los sueños de felicidad que todos tenemos. 


 Me pongo filosofica. La filosofía nunca fue mi asignatura favorita. Soy mujer de pensar poco. Si pienso sufro, Por eso he apostado por el humor para no hundirme.


 Una periodista colega me dijo que no me parecía la princesa Diana.


 -Imposible -le contesté-. Soy una apasionada española.

 -Diana de Gales consolaba mejor en los hospitales.

 -Tiene razón.


 Jaime Peñafiel se me acercó preguntándome por mi ausencia al lado de mi Felipe VI durante las primeras horas.


 -¿Quiere que le hable de mi lifting?

 -¿Te estabas arreglando la cara otra vez? -se escandalizó.


 Mi doncella Maripuri corrió a recordarme que era una Reina de España triste.


 -Hoy no tocan bromas, mi Reina.

 -¡Hay que ser felices! -exploté-. Hay que ser felices porque tenemos la obligación de soñar por quienes no pueden hacerlo, querida Maripuri. No soñar es morir y perder la batalla contra el mal. 


 Maripuri calla. Callamos las dos. Estamos soñando con un mundo en el que ningún ser humano mate a otro ser humano.


----------------------

http://unacancionparati.blogspot.com/ 



 

Wednesday, August 09, 2017

Haciendo turismo de museos en Mallorca




  Si alguien esperaba ver a mis Herederas haciendo el payaso en las playas de Mallorca, estaba muy equivocado. Mis Herederas se están educando en la mejor cultura del País. Yo llevo a mis hijas a los museos, a ver cuadros de Miró y Picasso; no les permito hacer lo que hacen sus salvajes primos. Me moriría de espanto si las viera enganchadas en una lancha haciendo equilibrios. Mis hijas son muy dulces, muy chic. Me emociono pensando en lo bien que las estoy educando. España nunca tuvo unas princesitas tan lindas por fuera y por dentro.


 Los cuadros de Miró y de Picasso les encantaron. Leonor quería llevar uno para su cuarto de baño. Le dije que no los vendían.


 -Pero nosotros somos la Familia Real.

 -Ya tienes un Goya en tu habitación, cariño. No se puede tener todo.

 -El Goya es falso -nos recuerda mi Sofía.

 -Sabes que adoro los cuadros falsos, cariño. Las falsificaciones son para casa y los cuadros pintados por los pintores famosos son para los museos. Así evitamos disgustos si entran los ladrones en casa y se llevan los cuadros. 


 Mis Herederas no hicieron declaraciones a la prensa. Mis antiguos colegas buscaban un titular. No paraban de hacer preguntas a las niñas. Tuve que decirles que mis Herederas no iban a decir nada.


 -Hoy no hablan.

 -¿Cuándo hablan?

 -Con vosotros nunca. Limitaros a sacarlas guapas en las fotos. 


 Me hicieron caso. Soy la Reina de España y me hay que respetar. A mi Felipe VI no le hacían preguntas. Saben que su conocimiento sobre la pintura moderna española no es alta. No tuvo la suerte de que yo fuera su madre. Estoy intentando educarlo en los pintores más señeros del siglo XX español, pero me lleva tiempo. Es un alumno lento.


 Mi doncella Maripuri está muy contenta con mi turismo de museos. Maripuri también va mucho de museos. Es una chica que no sale de cañas sino de salas de exposiciones. De ella aprendí a hacer turismo cultural. España está ganando mucho con nosotras las dos. Está pasando esta España nuestra de ser un país de toros y bailarinas a ser un país de españoles y españolas eruditos.


------------------


http://publicidad-en-verso.blogspot.com/ 




Saturday, August 05, 2017

Salimos con mi suegra en Mallorca


Mi suegra estaba un poco triste y tuvimos que llevarla con nosotros a una cena con políticos y gente bonita de Mallorca. No quiero decir que la otra gente no sea bonita, pero, los que salen en la tele, son más bonitos porque los conoces por tenerlos asomándose al salón de tu casa. Faltaba Belén Esteban y algunos otros rostros famosos. En Mallorca no hay muchos de la prensa más rosa. Abundan más los ricos por inversiones en empresas marca España.


 Como decía, tuvimos que llevar a mi suegra. Doña Sofía estaba triste porque no permití que mis Herederas se sumaran a la foto de sus ocho nietos. ¿Cómo iba a permitir que mis hijas Herederas se arrimaran a la corrupción? 


 -Las niñas lejos de los Urdangarines, mi Reina -me decía mi doncella Maripuri-. Y también lejos de los Marichalares, que son algo ninis.

 -Yo diría que ninis del todo. Victoria Federica se dedica a ir a las corridas de toros con su madre y Froilán nunca estudió ni está pensando en ponerse a trabajar.

 -Por eso se lo digo, mi Reina.


 Doña Sofía no me lo perdonó. En la cena comía y callaba. Le pedí que hablara con una chica que parecía de Podemos.


 -No hay nadie de Podemos, nuera.

 -Hable con los del PP.

 -Me aburren.

 -Pues no hable y coma menos que los canapés son carísimos. Se los tuvimos que comprar a un restaurante de postín. 

 -Por eso los como. Me gustan los productos mallorquines.


 Tuve que dejarla por imposible. Se me acercó una politica del PSOE y me preguntó por mi vestido.


 -Es de Juan Duyos. Me lo hizo con un mantón de Manila.

 -Muy bonito. ¿Lo venden en Zara?

 -Te lo hacen por encargo.

 -Yo sólo vendo vestidos hechos. Compro en Zara.

 -Pues sigue comprando. En Zara también tienen vestidos estampados muy lindos.


 Me aburría como una ostra. Mi suegra casi roncaba. Esta Mallorca ya no es lo que era. Los hombres hablaban de barcos y nosotras reíamos por reír. Agarré una copa y la bebí enterita. Era un tinto de verano. Casi nada. Tomé otro. Y otro más. Entonces sí que me reí de verdad. Sólo recuerdo que llegué a casa bien agarrada por mi Felipe VI. Entramos por la puerta de servicio para que no nos vieran mis Herederas. El tinto de verano de la recepción hizo estragos en mi persona. Antes de llegar Podemos al gobierno mallorquín no servían tinto de verano en las recepciones serias. Los de Podemos son muy proletarios.


------------------

http://simizer.com/1FjC





 

Tarot gratis

AMAZON











My Blog List